• Caracas (Venezuela)

Viajes

Al instante

La ruta de la cerveza en Europa

La legendaria entrada de la fábrica de Carisberg, en Copenhague | Foto: www.copenhagenet.dk/www.irelandbylocals.com/

La legendaria entrada de la fábrica de Carisberg, en Copenhague | Foto: www.copenhagenet.dk/www.irelandbylocals.com/

Aunque la cita más importante de la cerveza en el mundo es la Oktoberfest en Munich, Alemania, en el resto del continente se pueden realizar tours en fábricas como Carlsberg, Guinness, Heineken, Pilsner Urquell o Stella Artois para apreciar la elaboración de sus productos y su historia

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Copenhague

Carlsberg invita a experimentar la cerveza con un juego de palabras: The Copenhagen exbeerience. Antes de ingresar a los salones, una escalera sube a la mayor colección de botellas (sin abrir) de todo el mundo. Son 22.562 botellas reunidas durante 160 años y en exhibición hay 16.883. Carlsberg tiene presencia en 35 países con más de 500 marcas, entre cervezas, sidras, gaseosas y aguas saborizadas.

Abierto de martes a domingos de 10:00 am a 5:00 pm. Entrada para mayores de 18 años: 11,5 euros. Menores de 6 a 17 años: 8 euros con 2 gaseosas incluidas.

Dublín

En 1759 Arthur Guinness inició esta empresa, que en 1833 llegó a ser la mayor fábrica cervecera en Irlanda, y hoy es la famosa cerveza negra que se exporta a más de 150 países. Su edificio tiene cinco pisos que se dividen entre los inicios del producto y el resultado final. En el último está el Gravity Bar, un mirador con una vista de 360 grados sobre la ciudad.

Abierto todos los días de 9:30 am a 5:00 pm. Entrada para mayores de 18 años: 20 euros en la puerta, o 18 euros por Internet. Menores de 6 a 17 años pagan 6,5 euros. El ticket incluye una Guinness o una bebida sin alcohol.

Ámsterdam

Gerard Adriaan Heineken compró las instalaciones de Haystack el 15 de febrero de 1864 y fundó lo que más tarde se transformaría en el actual imperio cervecero que lleva su apellido. Aunque la fábrica se mudó en 1988 fuera de la ciudad, la primera destilería se conserva y funciona como museo desde 1991. El recorrido se hace sin guías y lleva alrededor de una hora y media.

Abierto todo el año de lunes a jueves de 10:30 am a 7:30 pm. De viernes a domingo de 10:30 am a 9:00 pm. Entrada: 18 euros, (16 euros por Internet).

Pilsen

La primera Pilsner Urquell se produjo en 1842, en la misma fábrica donde hoy funciona una máquina moderna que procesa 120.000 botellas y 60.000 latas de aluminio por hora. El histórico establecimiento queda al oeste de Bohemia y a poco más de una hora de viaje en auto desde Praga, República Checa. El tour dura dos horas, incluye una cerveza y se recomienda reservar al menos con tres días de anticipación.

Abierto todos los días. Entre abril y septiembre de 8:00 am a 6:00 pm, el resto del año hasta las 5:00 pm. Entrada: 7,5 euros.

Leuven

La Stella Artois nació en Bélgica, en 1926, como una cerveza especial de Navidad. Su éxito comercial fue tan importante que la fábrica Artois decidió incorporarla como parte de la producción permanente.

El primer registro de la cervecería es de 1366. Para hacer esta visita se recomienda reservar entrada en la oficina de turismo de Leuven.

Abierto de martes a sábados, la primera salida es a las 9:00 am y la última a las 7:30 pm. El tour cuesta 8,5 euros y es gratis para menores de 12 años.