• Caracas (Venezuela)

Viajes

Al instante

La economía compartida potenciará el turismo

Danzas tradicionales en el pabellón de Guatemala, en la Feria de Turismo, ITB 2016, la mayor del sector / Foto EFE

Danzas tradicionales en el pabellón de Guatemala, en la Feria de Turismo, ITB 2016, la mayor del sector / Foto EFE

El turismo tiene una “función clave” dentro de la economía y especialmente “en la generación de actividad económica, empleo e ingresos por exportaciones”  

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) instó hoy a los gobiernos a facilitar el transporte internacional y a adaptar las políticas públicas a la economía compartida que surge de la mano de internet para mantener al turismo como motor de las económicas nacionales.

Este organismo, que promueve el crecimiento y la cooperación entre sus 34 países miembros, realizó estas recomendaciones al presentar su informe Tendencias y políticas turísticas 2016 en el marco de la ITB de Berlín, la mayor feria de turismo del mundo, que se celebra hasta el domingo.

El turismo tiene una “función clave” dentro de la economía y especialmente “en la generación de actividad económica, empleo e ingresos por exportaciones” y por eso es preciso introducir reformas en estos ámbitos para que el turismo se “mantenga como un sector competitivo y continúe rindiendo frutos económicos y sostenibles”.

En concreto, la OCDE aboga por que las administraciones públicas respondan con “políticas públicas activas, innovadoras e integradas”, sobre todo a la hora de “promover un transporte fluido” y en la “adaptación a la economía compartida”.

Armando Peres, presidente del Comité para el Turismo de la OCDE, destacó con respecto a este último punto que este nuevo modelo de negocio ha generado “nuevos jugadores, nuevas áreas económicas, nuevos mercados y nuevas conductas” entre los clientes.

Empresas de nuevo cuño como Airbnb, un portal a través del cual se ofrecen apartamentos y casas para turistas, y Uber, una aplicación que ofrece vehículos con chofer, “cambian la ecuación”, lo que supone un gran reto tanto para los reguladores como para los “grandes actores tradicionales”.

Por eso, la OCDE apuesta por innovar en materia legislativa para tener en cuenta “los intereses de los diversos actores” del sector turístico y tener siempre en mente “al usuario final”.

En este ámbito, la organización pide “modernizar los enfoques de las políticas públicas” e investigar “el impacto de la economía compartida en el turismo y en las comunidades locales”.

Asimismo, recomienda a sus miembros “apoyar el intercambio de mejores prácticas y experiencias entre todos los niveles de gobierno”, del estatal al local, pasando por los distintos niveles comunales y regionales, así como con “la industria, en particular en relación con las respuestas regulatorias”.

Peres también indicó durante la presentación del informe que el transporte, en cualquier modalidad, “se ha convertido en una parte esencial de la experiencia turística” y que en la actualidad “la accesibilidad es uno de los parámetros de competitividad más importantes”.

A este respecto, el documento aboga por que se tengan en cuenta las necesidades del sector turístico a medio y largo plazo en la planificación y ejecución de infraestructuras, y que éstas “respondan a las necesidades de todos los viajeros”.

Asimismo, recomienda la introducción de “boletos integrados” y “tarjetas inteligentes” para “ofrecer una experiencia de viaje conveniente y cómoda”, y mejorar la información relativa al transporte, especialmente la dirigida a “personas con habilidades limitadas”.

Por último, la OCDE sugiere a los gobiernos que busquen “la evaluación crítica de la experiencia total de transporte”, preguntando a los turistas sobre “los problemas” con los que han topado para dar con “formas potenciales” de mejora.