• Caracas (Venezuela)

Viajes

Al instante

La calidez de un hogar en Madrid

Desde sus ventanas panorámicas es posible contemplar un Madrid divertido, original, siempre polifacético

Desde sus ventanas panorámicas es posible contemplar un Madrid divertido, original, siempre polifacético

Los viajeros del mundo disfrutan de un amplio portafolio de propiedades de alto nivel. Alojamientos equipados con todos los servicios, y soluciones a medida de cada cliente, adaptados a sus necesidades y duración de la estancia.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Desde sus ventanas panorámicas es posible contemplar un Madrid divertido, original, siempre polifacético... Puertas adentro, la decoración apuesta por diseños pensados exclusivamente en la comodidad, en la elegancia y el buen gusto.

La estancia: más que placentera para que los huéspedes puedan sentirse como en su propia casa. El trato: único y personalizado. Tan plural y versátil es la ciudad, como la variedad de alojamientos que ofrece Flat Sweet Home desde su fundación hace ya cuatro años en la capital española.

Así, los viajeros del mundo disfrutan de un amplio portafolio de propiedades de alto nivel. Alojamientos equipados con todos los servicios, y soluciones a medida de cada cliente, adaptados a sus necesidades y duración de la estancia.

La preocupación por ellos es su más alta misión empresarial.

Ubicados todos en el centro de Madrid, la empresa de alquileres temporales dispone tanto de lofts contemporáneos, áticos modernos ­y los que rescatan de manera sublime la nostalgia del pasado­, así como selectos y lujosos apartamentos en las zonas de Salamanca, Plaza Mayor, Puerta del Sol, La Latina y Malañasa, entre otras áreas, ideales para viajes de corta estancia. Recintos donde los huéspedes pueden compartir la cotidianidad de una casa y disfrutar de un turismo de anfitriones, mientras se ocupan de la verdadera esencia de su viaje.

Gabriel Avalos Noguera, su fundador y director, tenía claro que una de sus grandes pasiones era recibir a la gente y mostrar los highlights y los secretos de la ciudad que le abrió las puertas hace 10 años.

De esta manera, el arquitecto venezolano ­de madre italiana y padre argentino­ decidió abandonar el estudio de arquitectura madrileño donde trabajaba para crear Flat Sweet Home en el año 2008, y así materializar en un negocio, un proyecto de vida en tierra lejana, con lo que más le gusta hacer. Tres conceptos primordiales como musa inspiradora: turismo, alojamiento y gente, en una ciudad que le entregaba oportunidades y nuevos retos. Sin duda, Ávalos Noguera quiso ir más allá de los planos a los que estaba acostumbrado en sus inicios.

Provenientes en su mayoría de Venezuela, Estados Unidos, Alemania, Reino Unido y Australia, los huéspedes disfrutan de apartamentos equipados, con todos los servicios adicionales: concierge a la medida, traslados aeropuerto/hotel/aeropuerto y en la ciudad, alquiler de automóviles, entradas a eventos deportivos ­partidos de fútbol­ y culturales, servicio de baby sitter, cuna y sillas para los niños, teléfonos celulares, Blackberry, entre otros.

Bitácora compartida
Más allá de su variada oferta cultural, la capital española no da tregua al recato y es así como el gusto por pasarla bien se contagia fácilmente en una metrópoli que despliega rincones de distensión para todos los gustos, estilos y actitudes. Y como el joven arquitecto conoce al dedillo el mapa turístico, personalmente se encarga de compartir su bitácora con los viajeros, a partir de las recomendaciones de los lugares para comer, visitar, tapear, ir de shopping o impregnarse del savoir faire. Confesiones secretas que ayudan a conocer mejor la ciudad.

"Madrid es una urbe con muchas opciones en cuanto a gastronomía, y con infinitos lugares para salir de marcha y conocer. La gente viene ávida de consejos en ese sentido y es un placer poder guiarlos y ayudarlos. Lo que más les encanta de los apartamentos es la ubicación estratégica, la iluminación y decoración con detalles y ese toque especial que te hace sentir como en tu propia casa, junto al trato directo que ofrecemos a cada uno. Desde que llegas, una persona te recibe y sabes que siempre alguien va estar disponible y atento a todas tus necesidades y deseos por el tiempo que dure la estancia", atina el joven.

De ahí que las tarifas de Flat Sweet Home sean competitivas, en comparación con la oferta hotelera de la ciudad.

Como mínimo se exigen tres noches de estadía, a tres o seis meses en adelante. De cara al público corporativo, una de las ventajas es que se evita el pago de garantías. "Nuestros clientes son turistas, estudiantes de posgrado de las Escuelas de Negocio y doctorado de otras universidades, así como el colectivo encabezado por ejecutivos y diplomáticos, profesionales de empresas transnacionales o con sede en Madrid. Por eso, uno de los aspectos más gratificantes de este negocio es el trato con las personas y conocer tanta diversidad y cultura". Tan gratificante como haber emprendido un proyecto; un sueño en un área desconocida, en un país extranjero y quedar atrapado por el encanto del turismo.

Precisamente en estas redes de seducción y de reinvención es donde se entremezclan las lecciones aprendidas en un camino de largo aliento. "Descubrí que puedes cambiar de profesión por algo diferente, aunque siempre estará presente la arquitectura y el diseño interior, pero lo más difícil es aprender de un sector nuevo que, además te da muchas satisfacciones especialmente cuando eres consciente que al ofrecer un servicio turístico siempre tienes que estar allí, de la mano con el viajero", enfatiza.

Y mientras la ciudad exhibe su bandera del buen vivir como precepto, Flat Sweet Home se encarga de convertir en un hogar, cada una de las estancias que tiene en este top de los destinos predilectos por el turismo mundial... donde todos los placeres están permitidos.