• Caracas (Venezuela)

Viajes

Al instante

Lujo y medio ambiente se unen en proyecto Tropicalia en Samaná

Vista panorámica de la costa sur de la Bahía de Samaná, donde empezó a construirse el proyecto turístico Four Season Tropicalia / Foto EFE

Vista panorámica de la costa sur de la Bahía de Samaná, donde empezó a construirse el proyecto turístico Four Season Tropicalia / Foto EFE

Tropicalia es la más reciente inversión de la Organización Cisneros en República Dominicana y, además de proporcionar una exclusiva oferta a sus futuros clientes, adelanta un proyecto social y respeto al medio ambiente

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El proyecto turístico Four Seasons Tropicalia que comenzó a construirse en Miches, en la costa sur de la Bahía de Samaná, al este de República Dominicana, aunará turismo de lujo con responsabilidad social y bajo impacto ambiental, como elementos clave en su concepción, desarrollo y explotación.

Tropicalia es la más reciente inversión de la Organización Cisneros en el país a través de su división Real Estate y, además de proporcionar una exclusiva oferta a sus futuros clientes, está llevando riqueza a la zona ya antes de empezar a construirse, gracias a su marcado carácter social y de respeto al entorno.

La vicepresidenta de la Junta Directiva y directora ejecutiva de la Organización Cisneros, Adriana Cisneros, tiene muy claro que en el futuro "esta va a ser la única forma de hacer las cosas", en el sentido de implicar a la comunidad donde se va a desarrollar un proyecto, para que se involucre y se beneficie del mismo.

El desarrollo turístico ha estado precedido de una serie de acciones llevadas a cabo por la fundación del mismo nombre, creada para "entender, escuchar y preparar" a la comunidad de Miches de cara a esta iniciativa, explicó Cisneros.

"Nos dimos cuenta de que debíamos garantizar una educación superior" a la que estaban recibiendo los niños de la zona, y uno de los primeros pasos fue activar un programa de rescate y recuperación de las escuelas, para mejorar sus condiciones básicas.

El Ministerio de Educación apoyó las acciones desarrolladas en 14 colegios, recomendando profesionales docentes que, además de impartir clases en horario lectivo en las aulas, participan en programas que complementan la formación básica de los alumnos al terminar la jornada escolar o en campamentos durante las vacaciones.

El programa insignia de esta iniciativa es "Soy niña, soy importante", cuya meta es empoderar a las niñas, porque "queremos asegurarnos de dar las mismas oportunidades a todos los participantes", enfatizó Cisneros.

Este impulso formativo, a juicio de Cisneros, tiene como objetivo lograr la excelencia, y eso conllevará una doble recompensa: una mejor preparación para sus beneficiarios y la garantía para la empresa de que podrán contar con personal plenamente cualificado, incluso en puestos de alto nivel y por mucho tiempo.

Explicó que esta iniciativa tiene mucho que ver con el carácter familiar de la empresa, donde muchos de sus trabajadores han hecho toda su carrera y se puede decir que han pasado a formar parte de la familia. Un factor que conduce directamente a la elección de Four Seasons como socio en este proyecto.

Queríamos el "novio perfecto" y ese carácter de empresa familiar con el que también cuenta la cadena hotelera, con empleados que llevan allí 40 años trabajando, "nos hizo sentir que tenemos cosas en común y que estaríamos en buenas manos", indicó Cisneros.

Además, la cadena hotelera conoce mucho República Dominicana, lo considera un destino ideal por su cercanía con la costa este de Estados Unidos, donde tienen un buen nicho de mercado, apuntó.

El respeto por el medioambiente es parte consustancial al proyecto, con medidas que, como explica la directora ejecutiva de la Organización, van mucho más allá de limitar el lavado de las toallas.

Desde hace un tiempo se ha fomentado la agricultura responsable y ya hay cuatro cooperativas que cultivan sus productos con menos pesticidas, incrementando su valor en el mercado.

El bajo impacto ambiental también marca el diseño arquitectónico de las instalaciones.

De entre 30 renombrados aspirantes, los responsables del proyecto escogieron al arquitecto brasileño Isay Weinfeld, cuyas concepciones, basadas en rigurosos estudios del entorno, son respetuosas con el medioambiente y en ellas utiliza materiales autóctonos.

El diseñador Tom Doak fue designado para concebir su campo de golf.

Con una inversión de unos 310 millones de dólares en su primera etapa, Four Seasons Tropicalia generará más de 1.800 empleos durante su edificación y operación.

El hotel será el primero de Tropicalia y formará parte de un desarrollo turístico e inmobiliario de lujo.