• Caracas (Venezuela)

Valentín Arenas

Al instante

Dos reacciones diferentes

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Quienes quieren tener el poder para lograr el bien común, o sea, el bienestar colectivo de todos los venezolanos, llaman ahora después del 6 de diciembre a la reconciliación nacional, pues buscan una Venezuela de todos y para todos. Quieren el diálogo para llegar a esa mejor Venezuela que todos queremos tener. Quienes quieren conservar el poder para utilizarlo como un instrumento que logra beneficios económicos personales a través de la corrupción rechazan todo diálogo, pues se niegan a perder el poder que es vía de enriquecimiento personal. En estas circunstancias el diálogo y la reconciliación, tan necesaria para que Venezuela se enrumbe hacia el bienestar colectivo, que es  consecuencia de un entendimiento nacional, será bien difícil. Una parte del país que quiere trabajar con la otra en beneficio de todos en tanto la otra rechaza este trabajo conjunto, pues lo que busca es mantener el bienestar para un solo sector. Esta disparidad en los objetivos hace imposible el regreso a la paz social y el progreso de todos los venezolanos por igual.

¿Cumplirá Maduro su palabra? El martes 3 de noviembre en su programa En Contacto Maduro dijo lo siguiente: “Los resultados que emanen del pueblo para mí serán santa palabra”. Bueno, pues ahora lo que le queda es cumplir lo que prometió y participar en un gran diálogo de conciliación nacional para que todos unidos podamos reconstruir cuanto antes a este país que es tanto de la MUD como del PSUV, y por eso  el 6 de diciembre no fue un voto castigo  sino un voto por la unidad de Venezuela.

Maduro  pasó a la historia. La paliza recibida del soberano el 6 de diciembre fue un duro golpe democrático dado al régimen frontalmente por el pueblo venezolano. Para reponerse de este golpe electoral Maduro anunció la creación de una Asamblea Comunal manejada por un régimen que por su pésima gestión perdió toda popularidad. La naciente Asamblea de comunas simula representar a ese pueblo que el 6 de diciembre eligió, por mayoría calificada, una nueva Asamblea Nacional. Ahora esta nueva Asamblea madurista mantendrá la rivalidad revolucionaria para dar a conocer que la revolución aún existe. La creación de esta Asamblea Comunal, que es un invento de Maduro, hará que este pase a la historia nada menos que como un creador de instituciones. Hecho histórico…

Profesor de Instituciones Políticas de la UCAB

Correo: alenri@gmail.com