• Caracas (Venezuela)

Horóscopo

Al instante

Virgo: predicciones de 2015, por Adriana Azzi

Adriana Azzi

Adriana Azzi

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Temas astrológicos sobresalientes

El signo de Proserpina es hoy, en el mapa astral, un signo marcado por la fuerte influencia que los planetas exteriores ejercen sobre algunas casas astrológicas importantes, como la del hogar (casa 4 aspectada por Saturno la mayor parte del año), la casa de la naturaleza instintiva y las herencias (casa 8 aspectada por Urano), la casa del matrimonio y las asociaciones (casa 7 aspectada por Neptuno) y la casa de los hermanos, hijos y diversiones expansivas (casa 5 aspectada por Plutón), lo que significa en líneas generales que hay que afrontar las carencias en el hogar, los problemas de seguridad emocional y financiera, la liberalidad y la expresión sexual, las relaciones en general y aquello que para ti es saludable en cuanto a asuntos como el poder, la importancia personal, el valor y la efectividad. Un mapa bastante complejo, lleno de situaciones extremas, que te pueden mostrar la escalera al cielo o todo lo contrario.

Para analizar este panorama y sacar lo mejor de ello hay que centrar la energía en lo que más importa: la preservación de tu integridad y el encuentro contigo mismo con todo lo que esto implica de perdón, orden, entusiasmo, salud integral, ego, principios, valores, etc. La maraña de tus relaciones amorosas, las estructuras mentales y sociales y los paradigmas que tienes enfrente no pueden sino aportarte un sentido especial de reciprocidad y el respeto por tu propia integridad. Si partes de lo que te hace bien, de lo saludable, de todo lo que te sirva para ser una mejor persona, entonces tienes el cielo ganado.

El mejor período para hacer dinero o establecer una estrategia viable en lo económico es del 24 de agosto al 12 de noviembre. Desde que el sol entre en tu signo, incluso un poco antes, desde que Mercurio entre en tu signo (el 8 de agosto), debes encender los motores, aprovechar las oportunidades que se te presentarán y administrarte bien.

El plano emocional, sin embargo, estará muy movido, hasta los rencores del pasado renacerán, por lo que debes tomarte las cosas con calma y armarte de mucha paciencia, pero tampoco es mentira que tienes que poner de tu parte y estar dispuesto a verte en el espejo de la conciencia superior. Acceder a ella implica dejar a un lado tu pequeño ego y acceder a una visión amplia del ser, de tu propio ser, de tu esencia. Tus conquistas sexuales pueden nublarte la mente literalmente y no cabe duda de que caerás en extremos. Deberás entonces volver a tu integridad. Pereciera que tus visitas al inframundo te cambiarán para siempre, así que fuerza y dignidad, no cambies espejos por oro. Busca tus verdaderos tesoros y consérvalos: son ellos los que pueden hacer de ti un ser humano enriquecido.

No te asustes, todo lo dicho es tan solo un bosquejo, un ejercicio mental que hago sobre los fuertes arquetipos y pulsiones con las que te enfrentas este año. Hay un período de luz en medio del fragor y los retos. Estoy hablando de finales de 2015, justo cuando Júpiter, después del 12 de agosto entre en tu signo y te posea. Dicha posesión deberá ser para bien si controlas los factores que te puedan haber llevado por caminos tortuosos, oscuridades y excesos hasta ese momento. Sea como sea, tu conciencia se expandirá y hasta probarás como en una prueba de laboratorio qué fuerza es igual a masa por aceleración, así lo harás con ciencia y racionalidad con tu ser. A partir de allí crecerás, trascenderás, perdonarás.

 

Visión de futuro

Cuidado con buscar a alguien para representar el papel de salvador, tu futuro sería sombrío a su lado, y es porque primero te tienes que salvar a ti mismo si quieres sobrevivir al año que desde ya te presenta sus retos. Puede que creas que renunciando a algo lograrás un bien superior, que purificándote limpias tu alma, que los deseos de la carne retrasan tu evolución y que necesitas vivir una especie de martirio para purgar culpas y alcanzar la remisión. Nada más alejado de la realidad. Debes ante todo buscar la salud integral, pero sin renunciar a nada, ve tras la esencia que te mueve sin caer en los extremos, ya que corres el riesgo de ser víctima de espejismos e ilusiones, sobre todo cuando la sed en el desierto arrecie. Darte golpes de pecho sin fusionar verdaderamente lo que has venido reprimiendo es peligroso. Tu futuro debe apuntar hacia el acceso a una dimensión más positiva de ti mismo. El plano espiritual no es un cuento de fábulas que te aleja de la realidad, sino todo lo contrario. Tras haber renunciado a las fantasías, a las atracciones sexuales, al éxtasis de las ideas románticas que llenarán tu espacio mental, ¿qué es lo que te puede dejar este año? En última instancia, una noción de desapego, una forma de amor desapegado, uno que no se aferra ni devora. Debes encaminar tus deberes y obligaciones por caminos en los que la reciprocidad, el respeto hacia ti mismo y hacia el otro sean la siembra que el día de mañana te dé los mejores frutos.

 

Amor

Tu casa 7 es Piscis y en este signo está Neptuno, además de que esta casa astrológica se corresponde muy bien con lo que hemos dado en llamar el matrimonio y las relaciones íntimas. La casa 7 representa la forma en la que nos conectamos con los demás, con la sociedad y los afectos. Aquí situado, Poseidón te puede enfrentar al mundo a partir del concepto y la vivencia del amor que poseas. La sensibilidad y la apertura de tu corazón desempeñarán un papel muy importante. Si muestras una máscara y no vives el amor desde la pureza y la inocencia, puede que pierdas la perspectiva de lo que se corresponde al carnaval y lo que tiene que ver con la vida real. Este año es para tu realización, pero deshazte de todo lo ilusorio, lo salvífico, la soledad y el aislamiento que te han provocado las heridas del pasado, todas las promesas de cielos infinitos e infiernos eternos, debes encontrarte sin subterfugios ni religión alguna y en ese encuentro, hallar a tu pareja, sin máscaras ni conjeturas, asumiendo quién eres y siendo capaz de trascender la fantasía por medio de valores reales, amables, sanos, con los que puedas construir un puente entre tú y tu pareja y, finalmente, calar, ajustarte sin ser absorbido en el otro, permanecer fiel a ti y a tus anhelos.