• Caracas (Venezuela)

Todo en Domingo

Al instante

Manual de ociosidades

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En Vargas. Un vivero silvestre en Caruao

Omara Ramírez es médico, pero desde hace años está dedicado a consolidar la más importante colección de palmas de Venezuela con más de 250 especies locales y del mundo. Ha ido sembrando maravillas en su terreno en Caruao. Se ocupó de rescatar la plantación de Harry Gibson y la aumentó. Algunos ejemplares son tan inmensos que parecen plantas del Paleolítico. Impactante su bosque de chaguaramos. Son muchísimos, unos junto a otros, hasta crear una sombra espesa a pesar de la altura. Sería regio si identificara las plantas y ofreciera visitas guiadas.

Para ir: Entre Caruao y Chuspa, al lado de la posada Río Tepuy, cerquita de la entrada al Pozo del Cura. Teléfono: (0212) 911 0896 (solo al mediodía).

 

En Bolívar. Queso de mano

Nuestro amigo Pedro Toledo nos dio el dato de un queso de mano en la vía hacia la Gran Sabana. De ida no lo conseguimos, pero de regreso almorzamos con ese queso y un pan de Kavanayén. Es perfecto, muy fresco, con cada capita definida como el queso de mano de toda la vida que ya casi no se consigue. Lo elabora Celestino en su finca San Celestino y lo vende un señor en un precario quiosco junto a la carretera bajo un árbol de algarrobo. Solo venden el queso y catalinas, cuando tienen.

Para probarlo: En la vía Upata-Las Claritas, entre Villa Lola y Santa Rosa, sector Santa Cruz, kilómetro 467, donde está el árbol de algarrobo y un quiosco azul, donde no hay nada cerca. 

 

En Aragua. Posada Puerto Escondido

Parece una aparición esta posada en Cepe. Llegas a la playa en peñero, caminas un poquito por la carretera hacia el pueblo y lo primero que ves es tremenda piscina, montones de matas bellas, una casa muy amplia con corredores y 9 habitaciones estupendas en la parte de atrás con aire acondicionado y su baño. Es obra de los hermanos Fisher y sus esposas, quienes lo llevaron todo en peñero. Tiene años y se mantiene impecable. Se turnan para atender a la visita: una de las parejas ofrece las comidas y la otra no. Pregunten cuando vayan a quien le toca. Pero no hay problema porque en la playa hay quioscos y restaurantes donde sirven comida sabrosa y sencilla. Lo más rico es la sensación de montaña con el mar cerquita. 

Para ir: Caminando desde la playa de Cepe a la cual se llega en peñero desde Choroní. Teléfonos: (0243) 241 4645 / 3614,  218 3274/94, (0416) 743 3389, (0414) 449 3825. posadapuertoescondido@gmail.com. Www.puertoescondido.com.ve

En Portuguesa. La Cocina de María

Marcos Ustáriz y su esposa María son los dueños de este sencillo y popular restaurancito en Acarigua que funciona en la propia casa y se llama La Cocina de María. La especialidad es el asado negro, un pastel como de morrocoy pero con pollo, pues no van a estar asesinando morrocoyes. Las pastas caseras son excelentes. Antes tenían apenas cuatro mesitas, pero ya van por ocho y aseguran que si hay necesidad de más sillas, las sacan de donde sea y ponen a los comensales en el pasillo.

Para ir: Avenida Rómulo Gallegos cruce con calle 3, quinta Yeyas, Acarigua. Teléfonos: (0255) 621 3578 y (0424) 573 7947. De lunes a viernes de 10:00 a. m. a 3:00 p. m.


En Monagas. Los chinchorros de Rosalía

Rosalía, Carmen Ramona y Cruz María Rodríguez siguen elaborando sus chinchorros de curagua en el pueblito de Aguasay. Es muy laborioso el proceso de sacar la curagua, lavarla, ponerla a secar, urdir el hilo y luego tejer esa filigrana con la fibra de curagua y el pabilo hasta hacer un dibujo precioso. Lo hacen en el patio de su casa las tres mientras conversan, y solo por encargo. Me cuentan que todo sigue igual, excepto los precios. Tienen que preguntar y les ruego que no pidan rebaja. Es un trabajo artesanal, minucioso. Lo insólito es que continúen.

Para encargos: Viven en la calle Juana la Avanzadora, antes Azucena, en Aguasay, un pueblito entre Maturín y Caripe. Teléfonos: (0292) 347 1140 / 347 1062 y 347 1163.


En Monagas. Cabañas en Caripe

Yndira Buonafina tuvo una champiñonera en Caripe, pero ahora ofrece la cabaña Equinoccio —linda y privada— en la vía hacia cerro Copey. Tiene una habitación matrimonial con su baño y otra para seis personas igual con su baño. La cocina muy bien montada, agua caliente, parrillera, terraza y rodeada de campo. La construcción es de bahareque, piedra y madera, a la usanza de las casas coloniales.

Para ir: A cinco minutos de Caripe, vía Cerro Copey. Teléfonos: (0414) 769 3935 y (0416) 791 2056. indirabuonafina@hotmail.com

 

Bien dateado

Estuve hace dos semanas en la panadería 900 en el bulevar de Sabana Grande. Es una de mis formas de sentarme con mi papá. Amaba esas quesadillas. Pues siguen igualitas de buenas, pero ahora cuestan 50 bolívares. Siempre lamento que no haya mesitas afuera para ver pasar a la gente mientras tomamos un café con la quesadilla.

¿Recuerdan la posada Doña Nelly en San Cristóbal que recomendaba en mi página y quedaba cerquita del Sambil? Nos cuenta una corresponsal que la cerraron porque la situación se puso muy complicada en el Táchira para recibir visitas. Lo sentimos mucho. Era una gente muy esmerada.