• Caracas (Venezuela)

Todo en Domingo

Al instante

Emprendedores del bien común

Sandra Raygada | Fotografías: Mauricio Villahermosa

Sandra Raygada | Fotografías: Mauricio Villahermosa

Han ideado emprendimientos que procuran un país mejor y más solidario, y su mayor recompensa es el bienestar de los demás. Los creadores de tres proyectos comparten sus esfuerzos por empoderar a las mujeres desfavorecidas a través de la costura, ofrecer una mano amiga para quienes sufren accidentes viales o motivar a colaborar a través de una plataforma digital

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Costura que empodera

De la falta de generaciones de relevo para costureras y la necesidad de ayudar a mujeres en situaciones adversas surgió Vístete de Sueños, un programa de formación integral en confección industrial. Comenzó con un programa piloto en Petare donde las participantes —la mayoría remitidas del Instituto Metropolitano de la Mujer— dieron sus primeras pequeñas puntadas para la confección de faldas, recuerda Sandra Raygada, quien dirige la asociación. Este primer paso fue replicado con éxito por un grupo de mujeres en Chacao.

Vístete de Sueños fue reconocida en 2012 con el premio mujeres emprendedoras Chevron, una categoría en Concurso Ideas. También es una de las 22 organizaciones premiadas a finales de 2014 con el Fondo de Inversión Social de la Fundación Venezuela sin Límites. Una alianza estratégica con el Instituto de Diseño Brivil les permite a las participantes —la mayoría de bajos recursos económicos— aprender sobre diseño, patronaje y costura, emprendimiento y capacitación para el negocio, y adquirir herramientas informáticas que les facilitan incluso armar su propio portafolio digital. Una pasantía y la posibilidad de un empleo o de abrir su propia empresa es la fase culminante de este programa de siete meses de duración.

Las tres clases semanales a las que asisten las entusiastas costureras se han transformado en un espacio para el compañerismo y una oportunidad para vencer los temores. "Se trata de una actividad terapéutica comprobada que ayuda a bajar el nivel de estrés, a tener un rato de silencio consigo mismas, a pensar mejor. Es una forma de 'coser' el dolor, que no necesariamente tiene que ser físico", afirma Raygada, quien no duda que el pilar fundamental del programa es el apoyo psicosocial a las participantes.

Vístete de Sueños no solo tiene como objetivo sumar más alumnas, que incluso puedan tomar sus clases en horario matutino. También se espera ampliar la capacitación con talleres sobre tendencias, telas y boceto, y la posibilidad de un curso online que esté disponible para mujeres en el interior del país. "Vestirse de sueño es poder salir a un trabajo bien remunerado y reconocido, que genere ingresos para ellas y su grupo familiar, pero que además conlleve un beneficio para su entorno", agrega Raygada.

Twitter: @vdsorg

Facebook: Vístete de Sueños



Vías más seguras

Las adversidades muchas veces pueden convertirse en un estímulo para el crecimiento personal, pero también en una oportunidad para procurar un mejor entorno. Prueba de ello es Asotránsito, una asociación ideada por Lilian Romero luego de perder seis familiares en accidentes.

Su propósito inicial era asesorar a las víctimas de accidentes viales y a sus familiares con todo lo relacionado a este tipo de situación, pero con el tiempo se motivó a impartir cursos de seguridad vial tanto a empresas privadas como en colegios, comunidades y transportistas públicos, incluyendo a motorizados. La asociación, además, colabora con los parientes que muchas veces deben trasladarse hasta Caracas con pocos recursos económicos.

En su página web ofrece guías para afectados, así como folletos con información vial, que también facilitan a conductores de transporte público.

Romero nunca ha dudado del potencial de su proyecto, incluso en los tiempos en los que no tuvo recursos económicos para emprenderlo. Sin saberlo, fue postulada a la organización Ashoka Venezuela, donde obtuvo el primer lugar y se convirtió en uno de los 3.000 fellows en todo el mundo, una red de emprendedores que recibe apoyo económico y capacitación. También fue nominada en Venezuela sin Límites y reconocida a finales del año pasado.

El proyecto ha dado pasos lentos pero firmes. Cuenta con un programa radial, Tránsito en línea, transmitido a través de www.radiocomunidad.net. A corto plazo, Asotránsito renovará su página web. También planea una asociación con grupos de psicólogos y abogados para la asesoría. Romero visualiza su proyecto en grande: sedes en todo el país, unidades de transporte gratuitas para los afectados por accidentes viales e incluso una clínica de reinserción para el conductor que cometió el hecho.

Para esta emprendedora, se trata de una misión de vida. "No sé si a todas las personas les pasa esto, pero yo estoy apasionada con el proyecto. Soy de las que creen que cuando haces el bien, el bien viene a ti", agrega.

Página web: www.asotransito.org.ve

Twitter:@Asotransito

Ashoka Venezuela pertenece a una organización social presente en más de 85 países. Identifica a emprendedores con propuestas para solucionar problemas en áreas sociales. La convocatoria está abierta todo el año. En Twitter: @AshokaVE

Concurso Ideas es una competencia anual de planes de negocio y de emprendimiento social sostenible. La edición 2015 se hará en mayo con el eslogan Atrévete y emprende. En Twitter: @ConcursoIdeas



Solidaridad en la web

Cuando a Blexys Tovar le diagnosticaron neurofibromatosis, vio truncada su razón de vida: bailar. Los problemas de circulación en las piernas fueron tan crónicos que debieron amputarle los dedos de los pies.

Apeló a la solidaridad de sus cercanos, pero también a la bondad de quienes a través de la página web de Dar y Recibir quisieran contribuir a conseguir las prótesis que le devolvieran la posibilidad de bailar. Esto fue posible y actualmente está en vías de recuperación y con el firme deseo de fundar una academia de baile para discapacitados, como una forma de retribuir a quienes colaboraron con su causa y demostrar el poder terapéutico de la danza.

Su caso es uno de los más representativos de esta plataforma de crowdfunding ideada en 2012 por Alejandra Mendoza, Beatriz Adrián y Ricardo Gamboa, tres emprendedores que, aunque con profesiones distintas, comparten la pasión por hacer el bien común. Su trabajo no consiste únicamente en la selección y difusión de los casos mediante este site, sino que llevan a cabo una labor de contraloría para que los donantes puedan ver los resultados de su contribución. Hasta la fecha son más de 800.000 bolívares destinados a más de 20 causas.

En esta página, reconocida con el segundo lugar en Concurso Ideas 2014, las personas también pueden colaborar con equipos médicos, insumos, medicamentos y voluntariado. Es posible cooperar con proyectos sociales como la Biblioteca Comunitaria, en La Vega. "Todos podemos cambiar el mundo. Un emprendedor social puede ser cualquiera, siempre que tenga en su espíritu la bondad y haga de eso un ejercicio diario", asegura Adrián.

Dar y Recibir cuenta con un programa de radio que se transmite los sábados en www.radiocomunidad.net, como una manera de fomentar la solidaridad. Una aplicación móvil es uno de los proyectos más cercanos, lo que brinda la oportunidad de contribuir desde cualquier dispositivo inteligente. También será posible colaborar con las causas por medio de la compra de productos hechos en Venezuela, lo que beneficiaría a los diseñadores y artistas independientes que aporten sus creaciones a la plataforma. Piensan además en una guía web de organizaciones sociales que sean localizables según el entorno. "En el dar nos encontramos todos, sin distinciones. Ni la religión ni la ideología política importa al ayudar a alguien, lo esencial es tener ganas de contribuir", agregan.

Página web: www.daryrecibir.org.ve

Twitter: @DaryRecibirVE

Fundación Venezuela sin Límites apoya a organizaciones y fundaciones que fomenten proyectos sociales. Anualmente otorga el premio Emprendedor Social como una forma de motivar la vocación de servicio.

En Twitter: @FundacionVSL