• Caracas (Venezuela)

Tecnología

Al instante

Robots desplazan a los humanos para fabricar la iPad

iPad mini llega a la tienda virtual

En la fábrica de electrónicos más grande del mundo, situada en la nación con mayor cantidad de habitantes, una compañía busca reemplazar a los humanos en su línea de producción

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La firma taiwanesa Hon Hai, conocida por su subsidiaria Foxconn, principal proveedor de Apple para ensamblar el iPhone y la iPad, comenzó a implementar una serie de brazos robóticos en el marco de un plan para instalar un millón de robots en aquellas tareas peligrosas, pero también es una modalidad que busca reducir los costos y los conflictos laborales de su millón de empleados ("un millón de animales", los habría descripto Terry Gou , el jefe de Hon Hai, en una reunión reciente de accionistas).

No obstante, los robots obreros no serían muy útiles en aquellos ciclos cortos de producción. "Cuando logra conocer el proceso de fabricación de un producto, ya hay un nuevo modelo por ensamblar", explica Louis Woo, vocero de Hon Hai citado por The Wall Street Journal .

Por su parte, el diario estadounidense también aporta el testimonio de Zhang, que estuvo en la fábrica ubicada en Shenzhen , en el sudeste de China, con una capacidad de 200.000 empleados. "Una línea de producción con 20 y 30 operarios fue reemplazada por robots, que requerían la asistencia de cinco personas para accionar el mecanismo", dijo el trabajador chino, y agregó que este sector se ocupaba de colocar componentes en una placa madre.

Cómo es Foxconn por dentro
Ante las críticas por la reducción de personal para bajar costos, el ejecutivo aclara que los robots permitirán que los trabajadores no se encuentren ante tareas repetitivas y aburridas en el sector de manufactura. "Buscamos sumar más valor al proceso; si no sería muy difícil atraer a los más jóvenes a la compañía", dijo Woo.

De forma previa el máximo responsable de Hon Hai, Terry Gou, dijo que la firma planeaba ampliar la cantidad de robots en las fábricas hasta alcanzar el millón de unidades automatizados en 2014 . En los últimos años, Foxconn fue el centro de la atención de la prensa tras una serie de suicidios de empleados en sus fábricas en China, y su modalidad de trabajo fue duramente cuestionada por diversas organizaciones. Su exposición fue tal que Apple se vio obligada a dar explicaciones sobre las condiciones laborales de su principal proveedor.