• Caracas (Venezuela)

Tecnología

Al instante

Las notebooks híbridas buscan ser el equilibrio entre las PC y las tabletas

Samsung utilizó el sistema desmontable para su línea ATIV con Windows 8, que permite convertir la pantalla de la notebook híbrida en una tableta | Foto: La Nación / Argentina / GDA

Samsung utilizó el sistema desmontable para su línea ATIV con Windows 8, que permite convertir la pantalla de la notebook híbrida en una tableta | Foto: La Nación / Argentina / GDA

Con una pantalla sensible al tacto, un teclado desmontable y Windows 8, Samsung presentó en el país su línea ATIV que aprovecha las virtudes de los segmentos, una tendencia que también adoptaron compañías como HP y Lenovo, entre otras

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Con poco más de dos años en mundo tecnológico, las tabletas irrumpieron con fuerza de la mano del iPad de Apple y las diferentes propuestas que surgieron luego en la plataforma móvil de Google agrupada por fabricantes como Samsung, Motorola y Asus, entre tantas otras opciones. El mundo PC, tanto desde las computadoras de escritorio como en las portátiles, comenzó a buscar su renovación para mantener la atención de los consumidores.

Las ultrabooks, el segmento creado por Intel para asegurar una computadora portátil liviana que no resigne autonomía de uso ni potencia, fueron la primera opción de los fabricantes. Las tabletas, por su parte, aseguraban una experiencia de uso ideal para navegar en la Web o el consumo de contenidos, pero a su vez requerían, en algunas circunstancias, de la presencia de un teclado como accesorio para la edición y elaboración de textos.

A mitad de camino, la respuesta llegó de la mano de Windows 8, que propone el concepto de las computadoras híbridas, que ofrecen una pantalla táctil que se convierte en una tableta al desprenderse de un teclado físico. No es una novedad, ya que habían experiencias previas como la presentada en su momento con la Eee Pad Transformer TF101 de Asus, equipada con Android.

En el camino inverso, Asus posicionó a la Transformer TF 101 como una tableta híbrida basada en Android con prestaciones de notebook gracias a su teclado desmontable. Foto: AP Sin embargo, el mayor rediseño del sistema operativo emblema de Microsoft permitó el impulso de estas notebooks híbridas , que aprovechan las prestaciones de Windows 8 en su incursión en el mundo táctil, sin prescindir del uso del teclado.

Táctil y con teclado
Aún considerada como la tableta oficial de Microsoft, la Surface ( aquí, una reseña ) es un dispositivo que sin problemas podría adecuarse al segmento de las notebooks híbridas. El teclado incorporado en el cobertor del dispositivo refleja esta tendencia que propone la compañía de Redmond, dominante en las PC pero que busca hacer su propio camino en la escena móvil.

Para el resto de los fabricantes, Windows 8 supuso un desafío en el desarrollo de sus computadoras portátiles, ya que la incorporación de una superficie táctil implicaba un diseño acorde a la presión que los usuarios iban a ejercer sobre la pantalla. Y en esto, todo el éxito depende, aunque no parezca, de las bisagras que sirven como punto de unión o encastre entre ambas partes.

Es tal su importancia para los fabricantes que Toshiba cuenta con seis ingenieros abocados sólo al desarrollo de bisagras, mientras que Dell se ocupa de perfeccionar su sistema de rodamientos y resortes para permitir la reubicación de la pantalla cuando el equipo es utilizado como una tableta.

Lenovo, por su parte, permite que la pantalla gire 360 grados en su modelo Yoga, una tecnología que implementó luego de testear su funcionamiento 25.000 veces.

La opción desmontable
Otro de los caminos que eligieron algunos fabricantes se basa en una bisagra que permite desmontar el teclado de la pantalla, que pasa a funcionar como una tableta, una modalidad adoptada por HP para su equipo Envy x2 .

En esta misma línea, Samsung también optó por este sistema para la notebook híbrida con Windows 8. Al igual que la Envy x2, la línea ATIV en su modelo Smart PC utiliza un procesador Atom Z2760 de doble núcleo, 2 GB de RAM y su pantalla táctil aprovecha el uso del lápiz óptico S Pen, utilizado en los Galaxy Note basados en Android, y también se encuentra disponible en una versión Pro con un procesador Intel i5.

Los valores, un poco más alto que una notebook y mucho más caros que una tableta, van desde 6999 y 10.999 pesos para la ATIV Smart PC y la ATIV Smart PC PRO, respectivamente. En cuanto a la HP Envy x2, aún no se encuentra disponible en el país, al igual que la Lenovo Yoga.

Además del precio, un factor importante dentro de las decisiones de compra de un dispositivo, las formas de uso de estos equipos terminará siendo definida por los usuarios ¿Llevar una tableta y un teclado como accesorio? ¿Habrán más fundas como la ofrecida por Microsoft en la Surface? ¿O las notebooks híbridas serán la respuesta ante la necesidad de tener un equipo fácil de usar pero productivo a la vez?

En medio de todos estos planteos, la oferta de los fabricantes terminará de definirse, entre costos y prestaciones, con la preferencia que determine el mercado.