• Caracas (Venezuela)

Tecnología

Al instante

Videojuegos de Atari que estuvieron enterrados por 30 años son vendidos en eBay

Un hombre muestra uno de los cartuchos rescatados, durante las excavaciones de abril de este año en Alamogordo | AP

Un hombre muestra uno de los cartuchos rescatados, durante las excavaciones de abril de este año en Alamogordo | AP

Cerca de 37 mil dólares fueron recaudados en la venta en línea, incluyendo más de US$1.500 por una copia de "E.T.", considerado por algunos como el peor juego de la historia

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El que algunos llamaron el peor videojuego jamás lanzado en la historia, logró reivindicarse parcialmente al ser vendido por varios cientos de dólares en beneficio de una ciudad del estado de New Mexico, en Estados Unidos.

Un cartridge del clásico "E.T. The Extraterrestrial" alcanzó la mayor suma dentro de una gama de 100 videjuegos de Atari que fueron subastados virtualmente a través del sitio eBay, por parte de autoridades de la localidad de Alamogordo.

Los juegos son parte de los cerca de 800 videojuegos de Atari que fueron enterrados intencionalmente hace más de 30 años en un relleno en New Mexico, y que volvieron a ver la luz al ser descubiertos en unas excavaciones realizadas en abril de este año.

Joe Lewandowski, un consultor para las compañías de cine que documentaron aquella excavación, afirmó que la subasta en línea, que terminó esta semana, generó ingresos por 37 mil dólares para la ciudad.

El juego "E.T.", que permanecía en su caja original, fue rematado por 1.537 dólares.

La leyenda de la "cultura gamer" cuenta que en 1982, Atari habría decidido enterrar los cartuchos de este videojuego, al transformarse en un desastre de ventas y además de ser blanco de duras críticas, llegando a ser considerado el peor juego jamás realizado.

Las autoridades de Alamogordo no tuvieron problemas para subastar los videojuegos, ya que al haber sido encontrados en un relleno que era de propiedad de la ciudad, los artículos pasaron también a ser parte de su patrimonio.