• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

“La versión con más fuerza es que los presos fueron envenenados”

El 24 de noviembre se inició un motín en el penal larense | Foto Cortesía El Impulso

El 24 de noviembre se inició un motín en el penal larense | Foto Cortesía El Impulso

Representantes del Observatorio Venezolano de Prisiones exhortaron al Estado a que se investiguen los casos de reos intoxicados 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Tres semanas después de que se registraron las primeras muertes en Uribana, la ministra del Servicio Penitenciario, Iris Varela, confirmó ayer que llegó a 48 muertos el número de reclusos de la cárcel de Uribana, por una supuesta intoxicación con fármacos. Aseguró que la investigación sobre los hechos sigue en curso y que “las puertas de todos los recintos penitenciarios del país están abiertas para saciar la curiosidad”. Agregó que 46 custodios han sido detenidos en 2014 por su participación en hechos irregulares.

Pese a la versión que sostiene el gobierno, especialistas en materia penitenciaria siguen exigiendo explicaciones.

En un foro realizado ayer para conmemorar el 66 aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, Marianela Sánchez, coordinadora del área judicial del Observatorio Venezolano de Prisiones, hizo un llamado a las autoridades para que se haga una investigación a fondo en relación con las muertes de los presos del penal larense.

“Con lo de Uribana estamos frente a una nueva modalidad en la que la población reclusa pasa de victimario a víctima. Es algo grotesco que no tiene descripción para nadie ya que no creemos en las declaraciones oficiales. Hay muchas versiones. La que tiene más fuerza es que los presos fueron envenenados con unos potecitos de agua que ingresaron el lunes 24 de noviembre, tal como nos han dicho los familiares. Otros manifiestan que fue a través de la comida. Pedimos al Ministerio Público que investigue a fondo qué pasó”.

En el encuentro, una vocera de madres y esposas de presos insistió en que la versión oficial de la ingesta de medicinas es falsa, pues asegura que los reclusos no disponen ni de agua oxigenada para curarse las heridas: “Es mentira que los muchachos se tomaron un coctel de medicinas porque a nosotros nos han pedido medicamentos y no nos los han dejado pasar. Allá no hay pastillas ni para el dolor de cabeza. A las muchachas las sacan graves para los hospitales; hay tuberculosis, sida, sarna y hay cinco mujeres embarazadas. Una de ellas perdió el bebé por la golpiza que le dieron”.

La vocera aseguró que en las madrugadas los presos de Uribana han sido agredidos. “A la 1:30 am se meten en el anexo los llamados polipresos, junto con los custodios y los guardias nacionales bolivarianos. Eso lo vimos nosotros un día que pernoctamos en la cárcel para evitar que maltrataran a los muchachos. Estamos en la lucha porque hay muchas irregularidades”, manifestó.

Humberto Prado, director del Observatorio Venezolano de Prisiones, insistió en que el Estado debe asumir su responsabilidad de cumplir con las normativas y garantizar los derechos humanos: “A tres años de creado un ministerio para atender única y exclusivamente este tema, ellos deben tener la humildad de sentarse con la sociedad civil, con las iglesias, pues estoy seguro de que son muchos los aportes que se pueden brindar en beneficio de una población que requiere justicia porque se les retarda el proceso, se les tortura y se les asesina dentro de las cárceles”.