• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

La sociedad venezolana se ha vuelto tolerante frente al maltrato infantil

Óscar Misle aseguró que estos casos son consecuencia de la naturalización de la violencia en la sociedad | Foto: Sandra Bracho

Óscar Misle aseguró que estos casos son consecuencia de la naturalización de la violencia en la sociedad | Foto: Sandra Bracho

Óscar Misle, coordinador de Cecodap, considera que el Estado ha desasistido a la familia como estructura social

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En las últimas semanas hemos tenido tres hechos como noticia, en los que sus protagonistas son menores de edad que han sido víctimas de los más horribles crímenes y cuyos victimarios han sido personas muy cercanas a ellos.

El primer caso ocurrió en febrero de 2012, y esta semana fue cuando el Ministerio Público informó que 10 personas habían sido acusadas por estar implicadas en la violación y trato cruel de una niña de 2 años de edad, quien fue ingresada al hospital de esa población presentando quemaduras, por lo que las autoridades del centro asistencial notificaron al cuerpo policial. Este hecho sucedió en la ciudad de Acarigua, en Portuguesa.

En marzo, el caso fue el de tres adolescentes de 12, 14 y 17 años de edad que fueron violadas por su padre durante tres años. Este hecho ocurrió en el barrio 19 de abril en la parroquia Francisco Eugenio Bustamante, en Maracaibo, estado Zulia.

El responsable del suceso fue identificado por el Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas como Jairo José Ortega Aguirre, de 40 años de edad, que fue detenido a finales de marzo después de que una de las adolescentes relató a sus familiares lo que estaba sucediendo.

Óscar Misle, coordinador general de Cecodap, aseguró que estos casos son sólo una consecuencia más de la naturalización de la violencia en la sociedad venezolana, pues considera que los ciudadanos se han vuelto cada vez más tolerantes e indolentes ante estos hechos. 

“Hay una completa desasistencia por parte del Estado tanto para estas situaciones como para las víctimas y los victimarios, y por eso se replican cada vez más. Lo más lamentable es que son radiografías de la crisis social porque en la mayoría de los casos esos maltratadores y violadores sólo están repitiendo conductas que forman parte de su educación”, dijo el experto.

Y más recientemente agentes de Polimiranda informaron que detuvieron a Amler Naviczaretlyn Rondón González, de 20 años de edad, señalado de haber matado a su hijastra de 2 años de edad.

Las autoridades procedieron cuando la niña fue trasladada al CDI del sector El Rosario, municipio Paz Castillo en los Valles del Tuy, sin signos vitales y con indicios evidentes de tortura, además de una infección severa en la boca.

La madre de la niña, una adolescente de 15 años de edad, fue quien relató a la policía que su concubino había agredido a la bebé hasta matarla.

La impunidad, según Misle, ha hecho que la sociedad venezolana se vuelva cómplice por omisión frente a los hechos de violencia de cualquier tipo, pero en especial cuando los hechos suceden dentro de núcleos familiares. 

“No hay nadie que se atreva a denunciar que están maltratando a un niño. Vecinos, familiares y hasta en las propias instituciones educativas muchas veces se abstienen de reportar estos casos por temor a represalias. Lo lamentable es que los casos que se hacen públicos son sólo algunos de los miles que ocurren cada día”, expresó.