• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

2 muertos y 2 heridos en tiroteo en barrio de Baruta

222 cadáveres han sido ingresados a la morgue en septiembre | Foto Alexandra Blanco

222 cadáveres han sido ingresados a la morgue en septiembre | Foto Alexandra Blanco

Los cuerpos quedaron a las puertas de una casa en construcción. Una estudiante tiene un tiro en la columna

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los cadáveres de José Francisco Siolo Berríos, de 39 años de edad, y de Yordano Daniel López Vegas, de 24 años de edad, quedaron en la puerta de la casa de este último el martes a las 11:00 am, en el sector El Pozo, barrio Santa Cruz del Este en el municipio Baruta, cuando cinco individuos perseguían y disparaban contra unos hombres que corrían por la calle.

Otros tiros impactaron a José Leonardo López Goitía, de 15 años de edad, que tiene una herida rasante en la cabeza y después de recibir atención médica fue dado de alta en el hospital Domingo Luciani en El Llanito.

También resultó herida Indira Patricia Gedler Garizábal, de 18 años de edad, estudiante de bachillerato en el liceo Tito Salas, quien quedó hospitalizada al recibir un tiro en la columna.

Yaneiti Vegas explicó que un grupo estaba a las puertas de la casa en construcción de su hermano Yordano Daniel. De repente vieron venir a unos hombres disparando contra otros y todos corrieron para entrar a la casa con el fin de ponerse a salvo, pero cuatro de los integrantes del grupo fueron alcanzados por los tiros. Mientras eso ocurría en la calle, dentro de la casa había un bebé de cinco meses de nacido, además de niñas de 5, 7 y 9 años de edad.

Yordano Daniel era el tercero de siete hermanos. Murió a consecuencia de un tiro en la cara y otro en el pecho. Siolo Berríos, nativo de San Onofre, departamento de Sucre de Colombia, tenía 25 años residenciado en el país. Era padre de tres hijos, de 20, 17 y 15 años de edad, y tenía un nieto de 5 años de edad. Murió a consecuencia de un tiro que recibió en la cabeza. Trabajaba como obrero en la construcción de la residencia de López Vegas.

Marceida Terán esposa de la víctima, explicó que ella estaba trabajando cuando ocurrió el hecho. Una cuñada la contactó para decirle que se fuera a la casa porque a su marido lo habían herido. Agregó que Siolo Berríos no tenía problemas con nadie. Ella presume que fueron balas perdidas las que impactaron a estas cuatro personas.

“No es justo lo que está pasando. Lo único que quiero es justicia”, expresó. También indicó que en el sitio donde cometieron el doble homicidio hay constantes tiroteos.

En los 15 días transcurridos de septiembre a la morgue de Bello Monte han sido ingresados 222 cadáveres de personas que murieron por varias causas violentas. Entre el martes y ayer llevaron 11 cuerpos a esa dependencia.