• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

¿Quién es el delincuente más buscado del país tras la muerte del "Picure"?

Delincuencia en Venezuela

Delincuencia en Venezuela | Referencial

Autoridades policiales han asegurado que "Lucifer" paga 300 dólares por policía municipal, nacional o Cicpc, 400 dólares por GNB y 500 por cada funcionario del Sebin

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

José Antonio Tovar Colina -alias “El Picure”- era buscado por todos los organismos de seguridad del país, siendo también incluido en la base de datos de la Interpol en octubre de 2015.

El popular delincuente, que operaba principalmente en Aragua y Guárico, fue considerado el antisocial más buscado del país por presuntamente haber encabezado una de las redes delictivas más grandes de Venezuela, que consistía es decenas de grupos criminales en todo el territorio que fungían como apéndices de la banda “El Picure”. Todas estas bandas dedicadas al robo, secuestro, extorsión, homicidio, sicariato y tráfico de drogas.

¿Cómo se podría definir quién es el delincuente más buscado del país? No solo las autoridades aclaman por la detención de quien ha causado sufrimiento en la población, sino también la sociedad. Es importante aclarar que no necesariamente el más buscado sea el más peligroso; existen diversos líderes criminales desconocidos por la prensa y la opinión pública. Picure empezó a ser muy conocido a mediados de 2015. Sus delitos empezaron a salir a la luz pública, incluso aparecieron redes sociales que presuntamente eran manejadas por el criminal.

Ante esto, la presión a las autoridades para acabar con el terror del Picure fue cada vez mayor. Pero tras su muerte ¿quién sigue en la lista de los delincuentes más buscados de Venezuela?

Sin duda “Lucifer”, el delincuente que presuntamente ordena toques de queda en El Cementerio y zonas aledañas cuando le parece. “Lucifer”, a quien señalan de haber estado asociado con el fallecido “Picure”, se dio a conocer por las recompensas que pagaba cuando funcionarios de seguridad eran asesinados.

Fuentes policiales indican que este líder negativo paga 300 dólares por policía municipal, nacional o Cicpc,  400 dólares por GNB y 500 por cada funcionario del Sebin.

Al igual que “Picure”, “Lucifer” maneja una amplia red delictiva. No se tiene claro si incluso “Lucifer” era subordinado del “Picure”; sin embargo, las influencias de este antisocial en El Cementerio, la Cota 905 y El Valle son bien conocidas.

En la foto: "El Lucifer"

 La lista es larga

Otro delincuente que no se puede dejar pasar por alto es Jamilton Ulloa Suárez, alias “El Topo”. Al conocido pran que explota ilícitamente minas de oro en el municipio Sifontes del estado Bolívar se le atribuyó la masacre a los casi 30 mineros en Tumeremo.

Locales aseguran que no es primera vez que “El Topo” aterroriza la localidad guayanesa; no obstante, tras el escándalo en Tumeremo que estremeció todo el país, el ministro de Interior y Justicia Gustavo González López personalmente ordenó –frente a cámaras de televisión- su captura inmediata.

El Valle y El Cementerio. Tras el asesinato del funcionario de la Policía de Caracas, Larry Morillo y su hijo, Yonaiker Morillo, en El Cementerio, las autoridades han ejercido mayor presión en las zonas para acabar con las megabandas armadas. Recientemente cayó Luis Sosa Díaz, alias “El Zamuro”, delincuente de El Valle quien habría ordenado este hecho.

 Otros de los delincuentes más buscados en El Valle son “Cara de pitbull”, alias “Uber”, alias “Carpiano”, alias “Oreja” y “5 gramos”.

El Paraíso del Tuy. Efectivos policiales señalan al “Nariz” como el líder de una temible organización delictiva que opera en todo los Valles del Tuy. “El Nariz” está involucrado en varios homicidios, robos, secuestros y hurtos.

Se conoce que este hombre tiene el control de la autopista Kempis, además está vinculado a varios sindicatos de construcción de viviendas en el sector. Se han enfrentado a las autoridades locales con potentes fusiles, pistolas automáticas y granadas.

Santa Teresa del Tuy. "El Koala" lidera una banda sindicada de participar en múltiples homicidios, secuestros, robos y venta de droga; se le señala de estar vinculado a "El Lucifer". Opera específicamente en los sectores del Manguito IV y en la comunidad de Cartanal.

En la foto: "El Koala"

Aragua. Presuntos líderes de la banda “El Consejo” estremecieron la opinión pública al decapitar a un rival y posar sonrientes para una foto con la cabeza ensangrentada de la víctima. Estos criminales fueron reconocidos como “El Abuelo” y “El Sayayin”.

En la foto: "El Abuelo" y "El Sayayin"


Gobierno ha calificado al hampa común de paramilitarismo

El gobierno nacional ha señalado que hampones comunes están vinculados con grupos paramilitares colombianos, entrenados con el objetivo de desestabilizar al país e incidir en la baja popularidad del presidente Nicolás Maduro.

Tras caer “El Picure”, Ramón Rodríguez Chacín, gobernador de Guárico, señaló que el delincuente estaba vinculado con grupos políticos de extrema derecha. “Todo indica que nuestro enemigo, el imperialismo, instruye estas bandas paramilitares a través de factores violentos de derecha en Colombia. Todo indica que ellos no van a cejar, pero nosotros tampoco porque ya conocemos su modus operandi”, informó. 

El mismo argumento surgió en febrero, tras la captura de Claudio Diovani Jiménez Gómez, alias "El Buñuelo", en El Cementerio.

Gustavo González López aseguró en ese momento: “Es un paramilitar y por su practicar está comprobado que era el estructurador de una banda importantísima que estamos tras la pista del resto de los elementos que la conforman (…) Le causó la muerte a hombres y mujeres que resguardaban la seguridad del pueblo. Jiménez Gómez pagaba recompensa en dólares a quienes asesinaran a funcionarios policiales y militares según el riesgo y la jerarquía de quienes ultimaban, el modus operandi estaba vinculado al paramilitarismo y financiado por sectores políticos de la derecha venezolana”.

Funcionarios oficialistas aseguran que las bandas armadas en el país fueron inducidas por factores de la extrema derecha internacional. Argumentan que sus armamentos son producto del contrabando en la frontera colombo-venezolana.