• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

222 cadáveres han sido ingresados a la morgue en septiembre

Entre las víctimas están José Francisco Siolo Berríos, de 39 años de edad, padre de 3 hijos, albañil, y Yordano Daniel López Vegas, de 24 años de edad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un total de 222 cadáveres han sido ingresados a la morgue de Bello Monte durante los 15 días de septiembre. De ayer a hoy los ingresos suman 11.

Entre las víctimas están José Francisco Siolo Berríos, de 39 años de edad, padre de 3 hijos, albañil; y Yordano Daniel López Vegas, de 24 años de edad. Murieron a las 11:00 am de ayer cuando un grupo familiar se encontraba a las puertas de la vivienda de Yordano, la cual está en reconstrucción y donde trabajaba Siolo Berríos. Por el lugar pasaron unos 5 sujetos disparando y persiguiendo a un número indeterminado de individuos.

Siolo recibió un tiro en la cabeza y López Vegas fue impactado por un proyectil en la cara y otro en el pecho. Ambos cayeron a las puertas de la vivienda. En el suceso fueron heridos José Leonardo López Goitía, de 15 años, que recibió un tiro rasante en la cabeza y fue dado de alta en el Domingo Luciani, mientras que Indira Patricia Gedler Garizábal, de 18 años, estudiante de bachillerato en el liceo Tito Salas, tiene un tiro en la columna y está recluida en el Domingo Luciani.

Yaneiti Vegas, hermana de Yordano Daniel, dijo que el hecho ocurrió en el sector El Pozo, barrio Santa Cruz del Este, Baruta. Indicó que ella no estaba pero le refirieron que cuando todos estaban reunidos a las puertas de la vivienda, se oyeron los disparos y todos corrieron a protegerse. Proyectiles que estaban dirigidos a los sujetos que perseguían impactaron a estas personas. Siolo laboraba en la construcción de la casa de Yordano.

Mientas ocurría el tiroteo en la calle en la casa de Yordano había una bebé de 5 meses de nacida así como niñas de 5, 7 y 9 años de edad que salieron ilesos.Yordano era el tercero de 7 hermanos.

Siolo era nativo de San Onofre, departamento de Sucre, Colombia. Tenía 25 años en el país. Deja hijos de 20, 17 y 15 años de edad así como un nieto de 5 años de edad. . Su familia hacía trámites para trasladar el cuerpo a su país de origen. Marceida Terán, esposa de la víctima, dijo que su marido no tenía problemas con nadie. Ella estaba trabajando cuando ocurrió el hecho y una cuñada la llamó y le dijo que a su marido lo habían herido.  Dijo “no es justo lo que está pasando. Lo único que quiero es justicia” luego agregó que en esa zona son frecuentes los tiroteos.