• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Sobrinos de Cilia Flores dieron detalles del procedimiento de su detención

Boceto de la audiencia ante la Corte federal de Manhattan para Efraín Antonio Campo Flores y Franqui Francisco Flores De Freitas, sobrinos de la primera dama cuando el juez da lectura de cargos por contrabando de cocaína | Foto AP

Boceto de la audiencia ante la Corte federal de Manhattan para Efraín Antonio Campo Flores y Franqui Francisco Flores De Freitas, sobrinos de la primera dama cuando el juez da lectura de cargos por contrabando de cocaína | Foto AP

Francisco Flores reveló que los oficiales al intentar esposarlo y él al resistirse, lo apuntaron en la cabeza

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los sobrinos de Cilia Flores detenidos en Estados Unidos por presuntamente intentar traficar cocaína hacia ese país, Efraín Antonio Campo Flores y Francisco Flores de Freitas, ofrecieron detalles del procedimiento de su detención.

Al principio, los jóvenes no sabían que se trataba de una detención, sino de un secuestro. Así lo reveló la periodista Jessica Carrillo, quien hace seguimiento al caso. Carrillo detalló que Francisco Flores de Freitas dijo: “Los secuestros son comunes en Venezuela”.

Prosiguió: “Conozco más de 15 personas en Venezuela que han sido secuestradas para pedir rescate (…) cuando los oficiales se negaron a nuestras peticiones se reafirmó mi teoría sobre nuestro secuestro”.

Carrillo, quien al parecer tuvo acceso a la declaración de los sobrinos Flores, indicó que Francisco  Flores creyó que era un secuestro porque “especialmente había oído que oficiales de policía participan en los secuestros en Venezuela”.

Francisco reveló que los oficiales al intentar esposarlo y él al resistirse, lo apuntaron en la cabeza. Agregó que unos 20 hombres fuertemente armados irrumpieron en la habitación en la que se encontraban.

“Eran hombres armados con granadas, rifles de asalto y pistolas que no portaban ninguna identificación”, afirmó.

Detalló que él y Campos Flores fueron trasladados en vehículos distintos  hasta una casa en un vecindario residencial.

A las horas, fueron llevados a la estación de policía, donde los oficiales “les quitaron las esposas, tomaron registro de sus huellas dactilares y le tomaron una foto con un celular”.

En la estación, la periodista relató que Antonio Campos Flores pidió una explicación de lo que pasaba y solicitó hacer una llamada telefónica que nadie le concedió.

Los allegados a la primera dama denunciaron que no les fueron leídos sus derechos y la defensa pidió que se retire toda declaración dada a la DEA, durante y después de la aprehensión, debido a la “ilegalidad” del procedimiento.