• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Segundo jefe de Homicidios Cicpc Vargas “está en resguardo”

En el Cicpc persiste el hermetismo sobre el caso | Foto Omar Véliz

En el Cicpc persiste el hermetismo sobre el caso | Foto Omar Véliz

Un hermano del comisario Pedro Cardona dijo que este decidirá cuándo se presenta ante sus jefes. Ocho funcionarios no se han ido a sus labores

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Andrés Cardona, hermano del comisario Pedro Cardona, segundo jefe del Eje de Homicidios de la subdelegación del Cicpc en Vargas, desde el día lunes el funcionario decidió “ponerse a resguardo”, luego de la detención de su jefe inmediato, comisario Alirio Castellanos, presuntamente implicado en el decomiso de 56,434 kilos de cocaína que le había sido incautada a Anthony José Laya Rada, de 27 años de edad, y conocido como el Mula, a quien ultimaron luego de quitarle la droga.

“No se está escondiendo ni huyendo; solo se está resguardando”, dijo quien también es abogado. Indicó que la noticia ha afectado la salud de su madre, por lo que hacen público que su hermano solo se está protegiendo hasta que decida ponerse a derecho ante sus jefes de la región en Vargas.

Se conoció que en el Cicpc de la entidad litoralense hicieron una reunión, a puerta cerrada, con más de 70 funcionarios y que en el chequeo hubo confirmación de que por lo menos ocho, adscritos al Eje de Homicidios, están fugados pues no se conoce su paradero.

Uno de los comisarios del organismo, que pidió no ser identificado, dijo que el lunes llegaron a la sede principal comisiones de las divisiones contra Drogas, contra Homicidios e Inspectoría General y desde entonces no han hecho más visitas referidas al procedimiento relacionado con la detención de Castellanos y de dos detectives del Cicpc de Vargas.

“Estamos cumpliendo con el trabajo de rutina y esperando por las decisiones que se tomen en Caracas, que hasta ahora no se conocen”, afirmó.

Entre el martes y ayer las reuniones se han extendido por horas con los jefes de divisiones. “Es obvio que hay tensa calma”, reconoció otro funcionario.

Se informó que Laya Rada, a quien le quitaron el alijo de droga, era taxista. Conducía un Toyota Corolla de color gris y vendía comida rápida en el sector Caribe de Caraballeda, estado Vargas. Nació y se crió en el sector El Guamacho en la parroquia La Guaira.

La información extraoficial indica que Laya Rada fue detenido por una comisión de la División contra Hurtos del Cicpc que le quitó los 56,434 kilos de droga. Luego lo torturaron, lo mataron en la población de Araira, estado Miranda, y abandonaron el cadáver en Guarenas.