• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

OVP: Motín en Catia fue generado por condiciones de hacinamiento

El director de la OVP, Humberto Prado dijo que este centro fue diseñado para los detenidos pasen un tiempo máximo de 48 horas y que los presuntos delincuentes llegan a pasar años en estas instituciones

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) dijo hoy que el motín que se produjo en una sede de la PNB en Catia fue generado por las condiciones de hacinamiento en la que se encuentran estos centros de reclusión diseñados para estancias breves.

"El problema de la sede de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) de Catia no es un problema que viene desde ahorita, es un problema que viene generándose desde hace tiempo porque lamentablemente las comisarías de todas las policías están hacinadas", dijo a Efe el director del OVP, Humberto Prado.

El activista reclamó que este centro de reclusión, en el que se encuentran detenidas 170 personas, fue diseñado para que no más de 50 detenidos pasen un tiempo máximo de 48 horas, pero que en la práctica los presuntos delincuentes llegan a pasar años en estas instituciones.

Prado fue informado de que varios de los amotinados de hoy pidieron traslados a otros centros de reclusión, que les dieran servicios médicos y acondicionaran mejor esa área de reclusión.

"Me informaron que ya llegaron a un acuerdo con los detenidos en el que las autoridades se comprometieron a resolver el problema, a arreglar la infraestructura, pero lo grave es que buscan resolver el problema solo después de que ocurre el motín", indicó.

Efe habló telefónicamente con el aparente líder del motín, que se identificó como Francesco Torti, y con uno de los rehenes, el policía Alexander Palencia, quien dijo haber sido amenazado con ser arrojado desde la azotea de la comisaría y que temía por su vida porque los amotinados estaban "dispuestos a todo" de no cumplirse sus demandas.

Datos del OVP, disponibles en su informe 2014, indican que el hacinamiento en los centros de reclusión del país es de 170 % pues actualmente la población interna es de 51.256 presos y las instituciones tienen una capacidad máxima para albergar a solo 19.000 internos.