• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Mataron y quemaron a taxista luego de robarlo en Baruta

El Cicpc busca a la banda Los Teletubis por el crimen del taxista | Foto William Dumont / Archivo

El Cicpc busca a la banda Los Teletubis por el crimen del taxista | Foto William Dumont / Archivo

Investigan la muerte de un bebé que fue atendido una hora después de llegado a la Emergencia del Hospital J. M. de los Ríos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El cadáver de Adolfo José Rivas Díaz, taxista de 39 años de edad, es uno de los cinco cuerpos ingresados a la morgue de Bello Monte entre jueves y viernes. En marzo 434 cuerpos fueron llevados a esa unidad.

Rivas Díaz murió el jueves en la Clínica Leopoldo Aguerrevere, de Baruta, luego de ser golpeado por delincuentes que lo introdujeron en su auto Aveo blanco, cuatro puertas, y le prendieron fuego el sábado en la mañana, a 400 metros de su casa, en el sector La Loma, en Hoyo de la Puerta.

Adolfo José Rivas Díaz era contador público, pero debido a la situación económica tenía cinco años laborando con la línea de taxis La Trinidad Baruta. Le robaron su celular Samsung y la cartera cuando iba a iniciar su jornada de trabajo.

Vecinos llamaron a los bomberos que apagaron las llamas y llevaron al herido a la clínica, donde fue sometido a una intervención quirúrgica porque tenía lesiones en la cabeza.

Rivas Díaz tenía menos de un año viviendo con su esposa, que está en el octavo mes de embarazo, en Hoyo de la Puerta. Era el menor de dos hermanos.

Fuentes vinculadas a la pesquisa dijeron que el Cicpc busca a integrantes de la banda Los Teletubis como presuntos implicados en el homicidio de Rivas Díaz.

Muerte de bebé. Los familiares del bebé Jesús Adrián Albarrán Zambrano, de 3 meses de nacido, que murió el jueves en la Emergencia del Hospital de Niños J. M. de los Ríos, denunciaron el caso en el Cicpc, organismo que ordenó que le practicaran la autopsia para determinar las causas del deceso.

El bebé fue llevado a las 3:00 pm a ese centro asistencial, por presentar cólicos pero no lo atendieron de inmediato porque argumentaron que había cambio de guardia de médicos. Bruna Barreto, abuela de la criatura, al ver que la piel del niño cambiaba de color irrumpió en la sala en la que estaban los médicos y reclamó la falta de atención. Fue cuando examinaron al bebé, lo intubaron y dijeron que había sufrido dos paros respiratorios; una de esas veces indicaron que se estaba recuperando. Finalmente, informaron a la familia que había fallecido.

Barreto dijo que no quieren que a ningún otro niño le ocurra lo mismo.