• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Mataron a analista de sistemas para robarle el carro

El cadáver fue hallado el jueves en un área verde de la Cota Mil, a la altura de La Florida. Había salido de su casa rumbo al Consulado de Portugal

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Como Carlos Luis Rodríguez Amaya, de 48 años de edad, que trabajó durante 20 años como analista de sistemas en laboratorios Meyer, fue identificado el hombre que el jueves fue hallado muerto con un tiro en la cara, en la Cota Mil, a la altura de La Florida.

Rodríguez Amaya era padre de tres hijos y el segundo de cuatro hermanos. Egresó de la Universidad Central de Venezuela y se desempeñó como docente en un instituto universitario, relató su cuñado Jorge Acosta, que fue a la morgue con otros familiares a retirar el cadáver.

El martes a las 11:00 pm Rodríguez Amaya regresó a su casa luego de llevar a una hija y una nieta que presentaba quebrantos, a una clínica en la avenida Andrés Bello. Luego regresó a su casa en Sarría, detrás de la Contraloría General de la República.

Rodríguez Amaya desapareció desde el miércoles a las 2:00 am cuando salió de su residencia para ir al Consulado de Portugal pues hacía trámites para irse del país, debido a la inseguridad existente. Los padres de la víctima son nativos de ese país.

Como el desaparecido era un hombre que nunca dormía fuera de su hogar, la familia acudió al Cicpc de la avenida Urdaneta. En vista de que una comisión de funcionarios había levantado un cadáver que no estaba identificado, le informaron a la familia que estaba en la morgue de Bello Monte; allí lo reconocieron.

Lo despojaron de su auto Chrysler Claiber, placas MAF 850. La familia de Rodríguez Amaya desconoce si el vehículo fue recuperado por el Cicpc. De acuerdo con el GPS el vehículo estaría en el bloque 1 de Pinto Salinas, parroquia El Recreo.

Además, los homicidas se llevaron dos celulares que están apagados porque los familiares han llamado en varias oportunidades.

Los investigadores del Cicpc que asumieron la averiguación tratan de determinar la ruta que tomó Rodríguez Amaya para ir al Consulado de Portugal, ubicado en la segunda avenida de Campo Alegre. Presumen que pudo ser atacado antes de tomar ese recorrido. Transitarán desde la casa de la víctima para saber si alguna cámara de seguridad grabó el hecho.