• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Hurto de vehículos y secuestros impulsan mesas de seguridad

Vecinos y policías decidieron aplicar este modelo para combatir el crimen ante las dificultades económicas que atraviesa el país y la necesidad de optimizar recursos, señaló el alcalde Blyde

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

“Desde hace dos años en Terrazas de Club Hípico la delincuencia está desatada. Pasan motorizados y roban a los peatones, y los carros no pueden ser estacionados en la calle porque los desvalijan”, dijo un comerciante de la zona, quien coincide con Claudio Barra, vecino de esa urbanización ubicada al sur del municipio Baruta, en que ha aumentado la inseguridad. “Hay varias garitas de seguridad que no cuentan con vigilancia privada, lo que permite que los delincuentes ingresen a la urbanización a toda hora, sin ningún control”, dijo.

Taxistas que trabajan en el sector aseguraron que han sido víctimas del vandalismo, pues no solamente les intentan robar los vehículos, sino que también les quitan los teléfonos y el dinero que se ganan.

Esta situación se repite en los 12 sectores que integran el municipio, donde hay más de 60 urbanizaciones y 9 sectores populares, donde viven poco más de 3.000 habitantes. Estas comunidades junto con la policía municipal se han organizado y han activado las mesas de seguridad en los diferentes sectores de Baruta para buscar una solución. Los delitos que más se cometen en el municipio son secuestros exprés y convencionales, robo y hurto de vehículos, también partes de autos, y robos en viviendas.

Las mesas de seguridad permiten desarrollar y ejecutar un plan de actividad de protección vecinal con el cuerpo policial para reducir los delitos, así como generar conciencia y organizar de forma permanente a la comunidad en cada urbanización y sector de la jurisdicción.

El alcalde de Baruta, Gerardo Blyde, durante las asambleas con vecinos, dijo que decidieron implementar este modelo como forma de combatir el crimen ante las dificultades económicas que atraviesa el país y la necesidad de optimizar los recursos.

Entre las urbanizaciones que han tenido la presentación del proyecto están Terrazas de Club Hípico, Colinas de Bello Monte, Santa Rosa de Lima, Caurimare, Chulavista, Los Campitos, Cumbres de Curumo, Casco de Baruta, La Trinidad, Sorocaima y Lomas de la Trinidad.

Manuel Tangir, comisario de la Policía de Baruta, aseguró que con el apoyo de los vecinos, se contabilizan cinco operativos en los que han capturado a integrantes de bandas de secuestradores, se han detenido a personas que han ingresado a viviendas a robar y también a quienes han robado vehículos.

Este plan le ha permitido a la policía reaccionar ante el llamado oportuno de los vecinos, tener mayor capacidad de reacción, información y una observación más amplia de lo que sucede en el municipio.

Desde enero de este año el Ejecutivo municipal inició asambleas con los vecinos, dos veces por semana para conformar mesas de trabajo. La meta es que en noviembre todo el municipio se maneje con una misma estructura.

El año pasado fue instalada una mesa de seguridad en Santa Fe por iniciativa de los vecinos que buscaron apoyo en la Policía de Baruta y en la Dirección de Seguridad Ciudadana de la alcaldía, ya que el robo de vehículos se había incrementado. Esta zona obtuvo buenos resultados, por lo que decidieron perfeccionarlo para ser aplicado en otros sectores.

Néstor Soler, miembro de la mesa de seguridad de Santa Fe, explicó que los índices de inseguridad han disminuido, sin embargo se siguen presentando.

“Cuando el plan se inició en Santa Fe, uno de los delitos más comunes era el robo de celulares que con las mesas de seguridad han mermado. Luego surgió otro delito que es el robo de vehículos, y de repuestos y accesorios, que a través de las mesas se han logrado controlar”, agregó Soler.

El comisario Manuel Tangir agregó que el robo de vehículos es uno de los delitos que están atacando con fuerza por la  frecuencia, dada la escasez de repuestos y accesorios.

Dos de los sectores más afectados por esta situación, informó Tangir, son El Cafetal y Bello Monte, donde hay muchos edificios con estacionamiento para dos vehículos, pero hay familias que tienen hasta cuatro carros; al no contar con un puesto para resguardarlos, deben dejarlos en las calles.

 “A través de las mesas de seguridad hemos pedido a los vecinos que sean más precavidos y coloquen los sistemas de seguridad necesarios para los vehículos, como el rastreo satelital que permite ubicarlos en tiempo récord”, agregó.

Manifestó que otro de los delitos frecuentes es el secuestro, en el cual han trabajado arduamente con apoyo del Cicpc y el Conas. Gracias a los esfuerzos que han hecho ha disminuido, aunque sigue sucediendo, al igual que el robo de residencias.