• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Homicidios se desplazaron a ciudades medianas y pequeñas

Los accidentes de moto deben ser asumidos como un problema de salud pública | Foto: Alex Delgado

Los accidentes de moto deben ser asumidos como un problema de salud pública | Foto: Alex Delgado

Venezuela terminará el año con una tasa de 79 crímenes por cada 100.000 habitantes, según el Observatorio Venezolano de la Violencia

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La criminalidad violenta hará que en 2013 el número de homicidios en todo el país se incremente en 3.071 casos con respecto al total del año anterior. La tasa nacional para este delito se elevará desde 73 a 79 casos por cada 100.000 habitantes, según los cálculos del Observatorio Venezolano de la Violencia.

En otros términos, en 2013 en el país se cometieron, en promedio, 68 homicidios diarios; es decir, 1 cada 21 minutos. El total será de aproximadamente 24.763 muertes.

“Esto pudo ser peor”, sentenció el director de la referida organización, sociólogo Roberto Briceño León.

El investigador cree que la puesta en marcha del plan Patria Segura, unido a las campañas de instituciones públicas y privadas así como las conductas asumidas por la ciudadanía en su propio resguardo, ocasionaron una desaceleración en el crecimiento de los crímenes.

“Los homicidios aumentaron, pero no según la expectativa que teníamos en los primeros meses del año”, añadió.

Distorsión demográfica. Briceño observó que los delitos violentos, incluidos los homicidios, se han movilizado de las grandes ciudades a las concentraciones urbanas medianas y pequeñas del país. De allí el incremento de la criminalidad en lugares de Nueva Esparta, Barlovento y de los Valles del Tuy.

“Los delincuentes están huyendo de Patria Segura, pero también de otras bandas delictivas. Esto ocasiona una generalización territorial del homicidio. Ya no hay lugar seguro en el país”, explicó.

Advirtió que los casos de muertes por “resistencia a la autoridad” se incrementaron 20%, y que muchos de esos casos deben ser tomados como homicidios.

“La mayoría de las víctimas de las muertes violentas son varones. Un hombre en Venezuela tiene 16,5 veces más posibilidades de ser víctima de homicidio que una mujer”, dijo.

Esta tendencia ha ocasionado una “distorsión demográfica” en el país. A pesar de que todos los años nacen aproximadamente 6% más varones que hembras, al final las muertes se distribuyen en 53% de varones y 47% el sexo opuesto.

“El impacto económico y social de esta situación es relevante pues las muertes ocurren en gran medida entre hombres jóvenes que se encuentran en edad productiva, por lo que se afecta la composición de la pirámide poblacional. Está disminuyendo la esperanza de vida de los hombres”, señaló.

Más violento en Suramérica. La cifra general de homicidios para 2013 indica que Venezuela seguirá entre los cinco países más violentos del mundo, junto con Honduras, El Salvador, Costa de Marfil y Jamaica y, por ende, continuará siendo la nación suramericana con la tasa más alta en este delito.

Para Briceño la eficacia de los planes para el desarme de la población ha sido limitada.

“Se ha desarmado al ciudadano honesto, no al delincuente”, dijo.

El sociólogo expresó preocupación por las altas cifras de muertes de funcionarios policiales y militares. Indicó que en sectores de la población se ha consolidado una cultura de irrespeto a la autoridad.

Finalmente recordó que hace 10 años el gobierno dejó de suministrar a las ONG las cifras generales sobre homicidios y delitos violentos.