• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Director de Polimiranda lamenta asesinato de funcionario

Elisio Guzmán Cedeño criticó la muerte de Álvaro Blanco Escobar quien  fue ultimado por dos delincuentes en el casco central de Tácata, municipio Guaicaipuro

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El director presidente del cuerpo de seguridad estatal, comisario general Elisio Guzmán Cedeño, condenó el asesinato de Álvaro Blanco Escobar, de 49 años de edad, quien fue asesinado en el casco central de Tácata, municipio Guaicaipuro.

“La muerte de Blanco nos entristece al máximo, la impunidad se lo llevó, ¿funciona el sistema penal?”

La autoridad policial informó que ordenaron el despliegue policial por la localidad para dar con el paradero de los homicidas a quienes localizaron en la vía entre Tácata y Altagracia. “Ahí se desarrolla el primer enfrentamiento, los sujetos al verse cercados accionan las armas de fuego en contra de los funcionarios. En el hecho resulta herido el oficial jefe Rivas Alexander y uno de los delincuentes quien recibe dos impactos de bala en el tórax y uno en la pierna, este sujeto fallece cuando era trasladado a un centro de salud. En vida respondía al nombre de Barrios Torres Sergio Javier de 18 años”.

En el primer enfrentamiento los funcionarios logran recuperar el arma de reglamento que los delincuentes habían robado al supervisor agregado Álvaro Blanco.

El segundo de los sujetos logra huir del lugar, pero a pocos metros es nuevamente interceptado, por lo que se produce un nuevo enfrentamiento y resulta abatido. El homicida quedó identificado como Castillo Sosa Deyvis Michelle (18) y le incautaron un arma de fuego.

Guzmán aseguró que situaciones como éstas no ocurrirían si se atacara la impunidad que cerró el año pasado en 61%. “En el 2014 la Policía de Miranda realizó 1073 detenciones en flagrancia, de esos, 653 regresaron a las calles sin castigo. Es barato delinquir en Venezuela. A esto se le suma calabozos repletos, armas inadecuadas para combatir la delincuencia, amenazas constantes sobre la vida y la seguridad jurídica”.

El también Secretario de Seguridad del estado Miranda concluyó: “cuando muere violentamente un policía lo que se está matando es la justicia y la tranquilidad de una nación, esto no es una guerra convencional, esto es combatir el hampa, no son trincheras, ni tanques, no es desarme a rajatabla. El supervisor agregado Álvaro Blanco fue un héroe de esta sociedad que hacía su trabajo, lo honraremos.”

En lo que va de año, son 4 los funcionarios que mueren en manos de la delincuencia, 3 de ellos en menos de 12 horas para robarles el arma de reglamento.