• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Condenan a hombre por hechos de corrupción en el Hospital Central de San Cristóbal

Admitió su responsabilidad en la sustracción y venta de insumos médicos 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Ante la contundencia de la acusación presentada por el Ministerio Público, fue condenado a 3 años y 7 meses de prisión Jefferson Monsalve (24), tras admitir haber sustraído y posteriormente vendido insumos médicos del Hospital Central de San Cristóbal, ubicado en la parroquia La Concordia del estado Táchira.

Tal situación fue denunciada el 28 de enero de 2016, ante funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana (PNB).

Durante la audiencia preliminar, los fiscales 23º y auxiliares de esa jurisdicción andina, Yuly Osorio, Anna Hernández y Reinaldo Chacón, respectivamente, ratificaron la acusación contra la mujer por el delito de peculado de uso propio continuado en grado de autoría, mientras que al hombre se le precalificó el mismo tipo penal pero en grado de facilitador.

De igual manera, a Monsalve se le ratificó la obtención ilegal de lucro en actos de la administración pública.

Tras la admisión del hecho por parte de Monsalve, el Tribunal 4° de Control del estado Táchira, con sede en San Cristóbal, dictó la mencionada sentencia condenatoria contra éste, cuya forma de cumplimiento será establecido por un tribunal de ejecución.

En el caso de Marina Pineda, la citada instancia judicial luego de evaluar los medios de prueba expuestos por la representación fiscal del Ministerio Público, ordenó el enjuiciamiento de la mujer, y que se le mantenga la medida privativa de libertad en la sede del comando de la PNB, en San Cristóbal.

Por este caso pasó a juicio la enfermera de ese centro asistencial, Belkis Marina Pineda (42).

La investigación data del 28 de enero de 2016, cuando una persona denunció ante efectivos de la PNB que Monsalve comercializaba medicamentos e insumos médicos pertenecientes al centro hospitalario.

Tras labores de investigación dirigidas por los fiscales del caso se logró determinar que el joven estaba incurriendo en el citado ilícito. En virtud de tal situación, ese mismo día resultó capturado durante un allanamiento llevado a cabo en su residencia, el cual fue acordado por el Tribunal 2º de Control de San Cristóbal, lugar donde fue hallado un gran número de materiales de uso médico sustraídos del hospital.

Al día siguiente, los fiscales conjuntamente con funcionarios de ese organismo policial y del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas desplegaron una inspección en el área de enfermería del hospital, donde encontraron remedios y material quirúrgico, que estaban ocultos en lockers y gavetas con llave.

El 15 de febrero de este año, Marina Pineda se entregó voluntariamente ante la sede de la PNB, tras una orden de aprehensión solicitada por los representantes del Ministerio Público y acordada por el Tribunal 4° de Control de Táchira.

Conviene destacar que las enfermeras Marlene Hernández (45) y Cruz Castillón (57), así como María del Carmen Omaña (55) y Alex Varela (44) están imputadas por la comisión del delito de peculado de uso propio continuado.

Con información del Ministerio Público