• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Condena a hermanos por muerte de joven después de elecciones presidenciales de 2013

La víctima recibió un disparo de una escopeta durante una de las manifestaciones poselectorales que se realizaron en Sucre

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los hermanos José Carlos (23) y Rodrigo Hernández (25) fueron condenados a 14 y 6 años de prisión, respectivamente, por su responsabilidad en la muerte de Hender Bastardo Agreda (21), ocurrida durante los hechos de violencia del 15 de abril de 2013, posterior a la elección presidencial de ese año, en el sector La Morita de Cumanacoa, en el estado Sucre.

En el juicio, la fiscal 7ª del primer circuito de la jurisdicción, Mariuska Gabaldón, ratificó la acusación contra José Hernández por la comisión de autor en el delito de homicidio intencional contra Bastardo Agreda, y lesiones personales leves en perjuicio de Álvaro Bastardo y Moisés Idrogo; todos los delitos en concurso real.

Asimismo, la representante del Ministerio Público ratificó la acusación contra José Carlos Hernández por lesiones personales en detrimento de un adolescente de 17 años de edad.

Adicionalmente, se ratificó la acusación contra Rodrigo Hernández, por los mencionados delitos pero en grado de complicidad no necesaria.

Ambos cumplirán la condena en el Internado Judicial de Cumaná.

En la noche del homicidio, se produjo una manifestación como consecuencia del resultado de la elección presidencial realizada el 14 de abril.

Fue cuando un grupo de personas a bordo de motos, entre estos Bastardo Agreda, llegó hasta el sector La Morita.

Luego de una discusión entre los presentes, José Hernández sacó una escopeta y disparó contra los motorizados.

En el hecho resultó muerto Bastardo Agreda; mientras que Álvaro Bastardo, Moisés Idrogo y el adolescente fueron lesionados.

Los hermanos Hernández fueron detenidos por funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas el 18 de abril de ese mismo año en Cumaná, en atención a las órdenes de aprehensión solicitadas por el Ministerio Público.