• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Banda de Ocumare amenazó con atacar sede del Cicpc

La seguridad de la sede del Eje de Homicidios del Cicpc ubicado en Santa Teresa del Tuy ha sido reforzada por el BAE | Foto Antonio Rodríguez

La seguridad de la sede del Eje de Homicidios del Cicpc ubicado en Santa Teresa del Tuy ha sido reforzada por el BAE | Foto Antonio Rodríguez

La banda, liderada por un presunto miembro del Movimiento por la Paz y la Vida, descuartizaba a sus víctimas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Ocumare del Tuy despertó ayer con una tensa calma. Los comerciantes volvieron a abrir sus santamarías y los habitantes salieron como de costumbre a trabajar, luego de que el miércoles la población fue tomada durante 5 horas por compañeros y allegados de los 3 presuntos delincuentes que murieron en un enfrentamiento con el Cicpc. Sin embargo, en el ambiente se percibía el temor y la angustia de los residentes del lugar por lo que pueda suceder hoy en el velorio de los integrantes de la banda Los Orejones, que se efectuará en la plaza Bolívar del pueblo.

Frente a la Subdelegación del Cicpc de Ocumare estaban varios funcionarios con armas largas, aunque la amenaza que lanzaron los miembros del grupo iba dirigida al Eje de Investigación contra Homicidios de Valles del Tuy, ubicado en Santa Teresa.

Fueron los pesquisas de esta dependencia quienes realizaron el procedimiento en el que fallecieron tres de los integrantes de la banda delictiva: Anthony Alberto González, de 18 años de edad; Alinxon Raimundo Villalba Meléndez, de 29 años de edad; y Fernando José Martínez Terán, de 30 años de edad. Este último era el segundo al mando de la organización y supuestamente pertenecía al Movimiento por la Paz y la Vida, coordinado por el viceministro de Política Interior del MRI, José Vicente Rangel Ávalos.

Para reforzar la seguridad en la sede de Santa Teresa, las autoridades del Cicpc enviaron una comisión de la Brigada de Acciones Especiales como apoyo.  

El miércoles, durante la protesta, los manifestantes también exigían la liberación de dos adolescentes que fueron detenidos por el Cicpc como parte de la investigación. Ambos fueron liberados luego de ser entrevistados por los detectives.

La única autoridad que dialogó durante el conflicto con el grupo armado fue el alcalde del municipio Tomás Lander, Julio Marcano, quien en principio defendió la acción, pues sostenía que Martínez Terán era miembro del Movimiento por la Paz y la Vida. Pasadas las 5:00 pm, Marcano pidió a los protestantes cesar con la toma y ayer decretó tres días de duelo por la muerte de los tres hombres. 


Picaban a sus víctimas. La banda, liderada por un supuesto miembro del Movimiento por la Paz y la Vida, tiene como modus operandi descuartizar a las víctimas después de asesinarlas. Entre las personas a las que han desaparecido se encuentra un pelotero de la localidad. En Aragüita han desplazado al menos a tres familias de sus viviendas para ocuparlas ellos. 

Ocho homicidios; dos secuestros; tres casos de desaparecidos con cuatro víctimas; un robo de vehículo y una denuncia por lesiones; son algunos de los delitos en los que –según el Cicpc– estarían involucrados los 30 integrantes de Los orejones.

Diez de los miembros están plenamente identificados por el Cicpc y cinco son ya conocidos por sus apodos. Tienen entre 19 y 30 años de edad.

Fernando José Martínez Terán, de 30 años de edad, uno de los fallecidos en el enfrentamiento, junto con dos de sus hermanos, presuntamente creó el grupo que fue creciendo poco a poco, según revelan las investigaciones de la policía científica.

Operan en los sectores Los Alpes, Simón Bolívar, Las Casitas, El Nazareno, Parosquita, Rangel y Aragüita 1, 2, 3 y 4 de Ocumare del Tuy. Utilizan armas cortas y largas tipo Uzi, FAL y R15.


Paz en Ocumare
El 16 de septiembre se conformó en Ocumare del Tuy el Movimiento por la Paz y la Vida. El alcalde de Tomás Lander, Julio Marcano, declaró a El Nacional en días pasados que el movimiento y representantes de la alcaldía se reunieron con 25 bandas criminales de la zona, de las cuales 20 se unieron al proyecto.

Pese a la instalación del plan, el 2013 cerró con 690 homicidios en los Valles del Tuy. 194 se produjeron en el municipio Independencia, seguido del municipio Tomás Lander, con 137 homicidios.

Decenas de habitantes, entre ellos Miriam Domínguez, observaron a los motorizados que trancaron la entrada de Ocumare, en la vía que conecta con Charallave, con armas largas, tipo FAL. Denunció que tras el cierre de la carretera un grupo de personas armadas fue a los liceos Tomás Lander y Manuel Ramón Oyón para exigir que dejaran de laborar. La noticia se regó y todos los comercios cerraron.