• Caracas (Venezuela)

Sucesos

Al instante

Asesinaron a taxista y avisaron a su esposa

Imagen de la Medicatura Forense/Antonio Rodríguez

Imagen de la Medicatura Forense/Antonio Rodríguez

El cadáver de Amado Robin Sánchez fue encontrado frente a una iglesia de La Florida. Sus familiares tardaron medio día en enterarse

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El sábado en la mañana, la esposa de Amado Robin Sánchez recibió un mensaje en su teléfono celular que la obligó a viajar de Valencia a Caracas.

“Búscame en la morgue”, decía.

La mujer, que pidió el resguardo de su nombre, relató que el texto fue enviado desde el aparato de Sánchez. Luego de varios intentos infructuosos de comunicarse con él, decidió trasladarse a la instalación de Bello Monte.

Como tiene ocho meses de embarazo fue acompañada por varios parientes. La primera visita a la medicatura forense fue al mediodía. Allí le dijeron que no tenían ningún cadáver con las características del de su esposo.

Los familiares no lo sabían, pero Sánchez apareció muerto el sábado en la mañana en el cruce entre las avenidas Andrés Bello y Los Jardines de La Florida, frente a la iglesia Chiquinquirá. Los relatos de transeúntes indicaban que pudo tratarse de un enfrentamiento, pues el cadáver quedó tendido luego de escucharse varias detonaciones. A su lado, además, los agentes policiales encontraron una pistola.

El hombre y su familia vivían en la capital carabobeña desde mediados de 2012. Se mudaron a esa ciudad por recomendación de un fiscal del Ministerio Público. Sánchez había denunciado un supuesto acoso por agentes de la policía judicial.

El viernes le dijo a su esposa que viajaría a Caracas para asistir al cumpleaños de su hermana en Prado de María. Lo vieron con vida por última vez al salir de la celebración, el sábado en la madrugada. La esposa del taxista fue dos veces más a la morgue. Ese día a las 7:00 pm le notificaron que los restos de su esposo habían llegado. Tenía el número 20 del mes de marzo. En el resto del día llegaron otros nueve cuerpos a la morgue.

De inmediato, la mujer fue a la División contra Homicidios para denunciar la situación y obtener el documento que le permitiría llevarse el cadáver. Pero fue retenida en una antesala en el piso 4 de la central policial hasta el domingo a la 1:00 am. Cuando reclamaba, los agentes le decían que su esposo estaba incurso en delitos.

Los restos del taxista serán enterrados en Valencia.