• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Han muerto 1.000 pacientes con VIH por falta de medicamentos

Lucha contra el VIH / Reuters

Si las condiciones actuales para la atención del VIH y sida no cambian, la epidemia crecerá en los próximos años | Foto Archivo El Nacional

El presidente de la organización Stop VIH en Venezuela advirtió: “Todo esto tiene un solo nombre y es violación al derecho a la vida”

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los medicamentos antirretrovirales, que permiten a un portador del VIH retrasar los efectos de su enfermedad, también están escaseando en Venezuela. Tanto, que hasta ahora han muerto poco más de 1.000 personas por la falta de estos fármacos. La información fue suministrada por Raiza Farnataro y Edgar Arias, directivos de la fundación Conciencia por la Vida, en un trabajo publicado por El Pitazo.

Ambos directivos han acudido hasta la Defensoría del Pueblo para tramitar una audiencia con Tarek William Saab a fin de tratar del caso. Hasta ahora no han recibido respuesta.

En el estado Lara el inventario de medicamentos alcanza hasta junio pero algunos —prezista, isentress y complera— ya se han agotado, lo que obliga a los pacientes a interrumpir abruptamente el tratamiento. Esto se debe a que 98% de las personas con VIH recibe terapias combinadas (con más de un medicamento) y ante la falta de alguno, los especialistas recomiendan la suspensión del tratamiento en su totalidad. Si no, puede presentarse resistencia al VIH, lo que pone en riesgo la vida de los pacientes.

La escasez va más allá de los medicamentos: también faltan procal, un alimento recomendado para la dieta de los pacientes, y leche maternizada para los hijos de madres con VIH. Desde septiembre de 2015 tampoco hay reactivos para los exámenes de laboratorio CD4, CD8 y carga viral.

2015 era el año que los estados miembros de la ONU se habían puesto como meta para poner fin al VIH. Esto no ha sido posible, en parte, debido a que en las naciones no ha habido políticas específicas, lo que a su vez ha provocado que la infección aumente.

Jhonatan Rodríguez, presidente de la organización Stop VIH explicó lo anterior y, además, se refirió a la prohibición de la Zona Educativa de ingresar a las escuelas con programas especializados de educación sexual, la falla en la entrega de antirretrovirales, la escasez de medicamentos contra las enfermedades oportunistas, la falta de apoyo a las madres seropositivas y la falta de leche maternizada para los bebés que nacen con VIH o de madres con VIH.

“Todo esto tiene un solo nombre y es violación al derecho universal a la vida, violación al derecho constitucional de garantizar salud y derecho a nacer en condiciones saludables, por lo que las decisiones no pueden seguir esperando, la urgencia es acelerar la respuesta”, sentencia Rodríguez.

Información completa en El Pitazo.