• Caracas (Venezuela)

Iglesia

Al instante

Venezuela: Más pobres que antes de llegar Chávez

Cifra de pobres escaló en los últimos dos años / foto: Iglesia

Cifra de pobres escaló en los últimos dos años / foto: Iglesia

Al menos una cosa es segura en Venezuela: desde la llegada de Nicolás Maduro al poder, los niveles de pobreza se dispararon en el país caribeño.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

FACUNDO F. BARRIO /ABC.es

Un estudio independiente realizado por universidades públicas y privadas venezolanas, un informe de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) y hasta un reciente documento del Ministerio del Poder Popular de Planificación –del propio gobierno chavista– coinciden en que la cifra de pobres escaló en los últimos dos años. Si la tendencia se mantiene, Venezuela va camino a superar de manera estable la cantidad de personas en situación de pobreza que había antes de la llegada de Hugo Chávez al poder en 1999.

Existen dos métodos elementales para medir la pobreza. El primero de ellos se fija en el nivel de ingresos: se traza una línea que divide a los ciudadanos entre pobres y no pobres, según si su salario real alcanza o no para cubrir el consumo de una canasta básica.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) venezolano evitó publicar el dato de 2014, pese a que lo había hecho durante todos los años anteriores de gestión chavista.

El último indicador oficial disponible es el de 2013: según el INE, en ese año la pobreza creció 6,1 puntos porcentuales respecto de 2012 y se ubicó en 27,3%.

Sin embargo, de acuerdo con el «Panorama Social de América Latina 2014» presentado por la Cepal semanas atrás, en realidad la pobreza en Venezuela llegó al 32,1% en 2013. El cálculo de la Comisión se basa en «tabulaciones especiales de las encuestas de hogares» de cada nación. De hecho, Venezuela fue el único de los países estudiados por la Cepal (no se incluye a la Argentina ya que su gobierno no ofrece estadísticas oficiales) en el que la cifra de pobres creció en lugar de disminuir en 2013, el año en el que Maduro asumió la presidencia.

Ante la falta de mediciones oficiales sobre la pobreza por ingresos en 2014, tres de las mayores universidades de Venezuela realizaron un estudio conjunto sobre la materia, titulado «Estudio sobre condiciones de vida, Venezuela 2014» y publicado días atrás.

El informe corre por cuenta de la Universidad Central de Venezuela (pública), la Universidad Simón Bolívar (pública) y la Universidad Católica Andrés Bello (privada), y se basa en una encuesta nacional a 1.500 familias entre octubre y noviembre de 2014.

La conclusión del estudio es lapidaria: según las tres universidades, el porcentaje de ciudadanos pobres habría alcanzado el 48,4% el año pasado, un número que superaría el 45% de hogares pobres que había en Venezuela en 1998. En términos absolutos, más de tres millones y medio de familias venezolanas estarían en situación de pobreza de ingresos.

«En dos años de recesión social (2013-2014), hemos retrocedido lo que se había mejorado gracias al boom petrolero de 2004-2008 –ha señalado el responsable del estudio, el sociólogo venezolano Luis Pedro España, Director del Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales de la UCAB–. La situación social, medida por los niveles de pobreza de ingreso, se aproxima a la que tuvimos en nuestros peores años: 1989, 1992 y 2003. Lo más preocupante es que las consecuencias sociales de la recesión sólo están comenzando».

El chavismo admite el incremento

Normalmente, las encuestas independientes no tienen el alcance que sí suelen lograr los institutos de estadísticas de los Estados, con más recursos y por lo tanto con más posibilidades de llegar a resultados precisos.

Por eso es lamentable que el gobierno de Maduro haya obviado la divulgación de las cifras de pobreza por ingresos correspondientes al año pasado.

No obstante, existe otro método de medición de la pobreza: el que se fija en los hogares pobres por «necesidades básicas insatisfechas» (NBI). Es una técnica indirecta propuesta por la Cepal en la que se evalúan distintos indicadores relacionados con el nivel de vida de la población, como acceso a la vivienda, acceso a los servicios sanitarios, acceso a la educación y capacidad económica. En términos generales, el método por NBI sirve para observar la pobreza de características estructurales de un país.

El gobierno de Maduro sí brindó información sobre la pobreza en 2014 según este segundo tipo de medición. Pocos días atrás, el Ministerio de Planificación venezolano difundió el informe «Venezuela en cifras. Nuestra transición al socialismo». Pese a que en su conjunto el documento es una loa a los «logros» del chavismo, allí se reconoce que la pobreza por NBI aumentó casi un punto porcentual en 2014 respecto del año anterior, superando la barrera del 20% de la población. Debe subrayarse que, en términos estadísticos, un incremento de ese nivel de la pobreza estructural suele verse acompañado por varios puntos de aumento de la pobreza medida por nivel de ingresos.

El rumbo político de la Venezuela post Chávez es impredecible. Al menos en materia económica, los venezolanos tienen certeza de una cosa: con Maduro, son más pobres que durante los «años de oro» del chavismo.