• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

En menos de 15 días se agotará el dinero para universitarios

Directores de Bienestar Estudiantil comunicarán carencias ante el MEU y la AN, pues ni diputados ni viceministra acudieron a reunión

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Comisión Permanente de directores de Bienestar Estudiantil pautó una reunión para debatir sobre el presupuesto de providencias estudiantiles en nueve universidades ante la viceministra del Buen Vivir, Eulalia Tabares, y el diputado de la subcomisión de Educación, Juan Requesens. Ninguno acudió ayer a la cita.

Los directores concluyeron en la  reunión de dos días que el presupuesto para garantizar la alimentación y el transporte en nueve universidades se agotará a final de febrero.  Ramón Sánchez Barreto, coordinador del núcleo de Bienestar Estudiantil, explicó que los comedores de las universidades de los Andes, Lisandro Alvarado, Experimental Politécnica y siete de los ocho que integran las sedes de la Pedagógica Experimental Libertador tuvieron que dejar de prestar el servicio.

El Ministerio de Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología cotizó cada bandeja de comida en 113 bolívares, cuando el costo real es de 500 bolívares para poder garantizar el requerimiento de 2.450 kilocalorías  recomendado.

Sánchez Barreto acotó que aún el aumento de 100% de los tres tipos de becas para estudiantes, que se anunció el 21 de noviembre de 2015, no se ha oficializado en Gaceta Oficial ni por resolución, por lo que exigen la validación legal para pagarla. Sin embargo, si el aumento se legitima el presupuesto solo alcanza hasta junio.

El servicio médico también carece de infraestructura y material para garantizar el embarazo temprano y la prevención con anticonceptivos, además de que tampoco tienen el equipo ni el soporte logístico para prevenir las enfermedades endémicas.

En un informe que entregarán al ministerio y a la Asamblea Nacional se solicita, aparte de más presupuesto, mano de obra especializada para reparar autobuses importados de las rutas estudiantiles y los Yutong, a través de convenios con el Estado; incrementar 15% los beneficiarios de becas y administrar institucionalmente las becas Sucre y Fundayacucho para garantizar  una entrega más equitativa de los recursos.