• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Se cayó una antena repetidora en el Ávila

La lluvia causó la caída de un árbol de gran tamaño sobre dos vehículos

La lluvia causó la caída de un árbol de gran tamaño sobre dos vehículos

Un árbol aplastó dos carros y dejó a dos personas lesionadas en Los Palos Grandes

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La lluvia que cayó ayer de forma intermitente durante toda la mañana y parte de la tarde en Caracas ocasionó que se cayera una antena de transmisión en el cerro Ávila y que un árbol aplastara dos carros en Los Palos Grandes.

A través del Twitter del teleférico informaron que las malas condiciones atmosféricas originaron la caída de la antena y que solo hubo pequeños daños a la infraestructura de la estación Warairarepano. Aunque no especificaron qué servicio prestaba el aparato, escribieron que Marleny Contreras, ministra de Turismo, y José Rojas Sarubbi, presidente de Vetelca, se acercaron al lugar para inspeccionar el área afectada. Circularon dos versiones en las redes sociales: una decía que la antena era de Movilnet y la otra, que era del Ministerio de Comunicaciones e Información.

“A través de nuestras redes sociales estaremos anunciando la reapertura del parque. Pedimos disculpas a nuestros usuarios”, indicaron.

En la tercera avenida con cuarta transversal de Los Palos Grandes, la lluvia causó la caída de un árbol de gran tamaño sobre dos vehículos, informó Juan Carlos Solano, director de Vigilancia y Transporte Terrestre del municipio Chacao.

“Dos personas que transitaban por la acera resultaron lesionadas; una tuvo un esguince en el tobillo y la otra, una fisura en la clavícula. Fueron atendidas en Salud Chacao”, dijo el funcionario. Los restos del árbol fueron retirados por Protección Civil y Obras Públicas. Casi dos horas después del accidente, el paso por la vía fue restablecido.

El aguacero hizo que varias alcantarillas se salieran de su sitio y que las vías principales de los municipios Sucre y Chacao se anegaran. Los Bomberos del Distrito Capital no recibieron reportes de daños por las precipitaciones.