• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Urosa: “Una ley de amnistía sería positiva para todo el país”

Los feligreses acuden a la celebración del Nazareno para agradecer por los favores recibidos | Emily Avendaño

Los feligreses acuden a la celebración del Nazareno para agradecer por los favores recibidos | Emily Avendaño

El cardenal Jorge Urosa Savino, Arzobispo de Caracas, aseguró que el recurso permitiría resolver la situación política de Venezuela. El sacerdote también abogó por la liberta de Leopoldo López, Daniel Ceballos y Enzo Scarano, cuyas condiciones de presidio calificó de “inhumanas”

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El estruendo de las campanas de la Basílica de Santa Teresa anunciaba a cada hora una nueva eucaristía. “Buenos días. Bienvenidos a la misa de las 11:00 am. Se les recuerda que la salida es únicamente por los laterales y que está prohibido encender velas”, repetía incansablemente  una de las representantes del Ministerio de Orden y Disciplina del templo.

Oleadas de feligreses ingresaban cada hora a la iglesia para presenciar una de las 17 eucaristías que se celebran en la iglesia desde las 12:00 am y hasta las 4:00 pm. La última misa la oficiará el nuncio apostólico en Caracas, Aldo Giordano, justo antes de que comience la procesión del Nazareno de San Pablo, prevista para las 5:00 pm.

A las 12:22 pm el cardenal Jorge Urosa Savino, Arzobispo de Caracas, ofició una de las celebraciones. El sacerdote destacó que la Semana Santa es un tiempo propició para que los católicos renueven su fe. Durante la homilía invitó a fortalecer el amor a Dios y el amor al prójimo: “El mandamiento supremo es amar a Dios por sobre todas las cosas y al prójimo como a nosotros mismos. Evitar hacer cualquier cosa que dañe a alguien. En las últimas semanas hemos visto mucha violencia en Caracas y en el interior del país, que ha dejado 41 fallecidos y muchos heridos. Oramos de todo corazón por ellos y sus familias y agradecemos a Dios porque en los últimos días no han ocurrido más muertes”.

Urosa Savino recordó que la Conferencia Episcopal de Venezuela ha hecho públicos tres comunicados en los que rechazan la violencia “venga de donde venga”, reivindican el derecho de los estudiantes y del pueblo a la protesta pacífica, instan al Gobierno a resolver de raíz los problemas de fondo que originaron las protestas e invitan al diálogo. “Me complace que este punto finalmente se esté dando y esperamos que tenga resultados positivos y concretos”. El cardenal también exigió sanciones para quienes atentan contra los derechos de los ciudadanos, sean los cuerpos de seguridad del Estado o civiles armados.

Antes de oficiar la eucaristía, Urosa Savino afirmó en declaraciones a los medios de comunicación que  “una ley de amnistía sería positiva para todo el país”, aseguró que es necesaria para resolver la situación de los presos que se encuentran en condiciones que calificó como terribles e inhumanas, como Leopoldo López, Daniel Ceballos y Enzo Scarano.

Agregó que el nuncio está haciendo un excelente papel en el proceso de diálogo que se está dando entre el Gobierno y representantes de la Mesa de la Unidad Democrática.

 

Ingredientes para la mesa. El alcalde metropolitano, Antonio Ledezma, también acudió a la Basílica de Santa Teresa. Subrayó que se trata de un momento para pedir por la paz de los venezolanos. “Una paz verdadera, cierta, que se pueda concretar”.

El alcalde opinó que el diálogo amerita ciertos ingredientes: “El pan y el agua de esta mesa tiene que ser la libertad de los presos políticos. Necesitamos resultados concretos”. Recordó que la Ley de Amnistía fue presentada en Miraflores por una comisión en la que él participó el pasado 18 de diciembre. “Le pedí a Maduro que a través de la Ley Habilitante se pudiese dar al país la buena noticia del regreso de los exiliados. Esa sería una señal extraordinaria”. Recalcó que no hay que limitarse al discurso. “Ahora esperamos que se abran las puertas de Ramo Verde. No nos hemos negado al diálogo, pero creemos que hay que ir de las palabras a los hechos concretos”, dijo.

Villca Fernández, miembro de la Junta Patriótica Estudiantil, rechazó que continúen las torturas, los estudiantes detenidos, la represión y las amenazas de grupos armados. Aseguró que le gustaría una participación más activa de la iglesia: “No debe ser un simple testigo. Como mediador debería tener la potestad de conversar con las partes y de ir a hablar con López, Scarano o Ceballos en prisión. Seguimos trabajando y el llamado es a continuar unidos y en la calle”.

 

Testimonios de fe. Como todos los años las expresiones de fe se hicieron presentes en la basílica. Wilmer Jiménez caminó descalzo y desde Los Ruices con una cruz a cuestas. Tenía una bata de Nazareno, al igual que su esposa, quien lo acompañaba en la promesa.

Es el segundo año consecutivo que lo hace. “Pedí por la salud de mi mamá que tenía cáncer y ya se curó. También le agradecemos que pudimos adquirir una vivienda. Tengo los pies destrozados, pero no importa”.

Kendry Milagro Olivares le hace honor a su segundo nombre y se lo agradece al Nazareno. “Cumplo promesa porque soy prematura. Nací con tan solo 5 meses de gestación”. Olivares tiene 18 años y los pies descubiertos. También lleva una bata de color morado. Llegó al templo a las 7:00 am, presenció la misa de las 9:00 am y se quedará en Santa Teresa hasta que salga la procesión porque aprovecha la ocasión para vender velas. “Nunca he pensado en desistir”, asegura.