• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Trabajadores de Corpoelec exigen liberación de dos compañeros detenidos por supuesto sabotaje

“Como familiares nos sentimos mal porque cuando eres un trabajador honesto no tienes por qué estar pasando por esta situación, como si fueran delincuentes”, declararon | Foto Tibisay Romero

“Como familiares nos sentimos mal porque cuando eres un trabajador honesto no tienes por qué estar pasando por esta situación, como si fueran delincuentes”, declararon | Foto Tibisay Romero

Luego de una explosión ocurrida en la subestación Santa Clara en Carabobo, los empleados fueron llevados al Sebin en Naguanagua

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Trabajadores de Corpoelec en Carabobo protestaron a las puertas de la sede en la Torre 4 de la avenida Cedeño, Valencia, para exigir la liberación de dos de sus compañeros, Edder Olivar y Javier Navas, que fueron detenidos el 27 de noviembre por el supuesto delito de sabotaje en la subestación Santa Clara de esta entidad.

Andreína Pahissa, esposa de Olivar, narró que ese día lo llamaron para informarle que hubo una explosión y que se presentara en su sitio de trabajo. “Cuando su hermano lo acompañaba a ver qué pasaba a Edder lo dejaron detenido, luego no lo dejaban ver ni permitían que habláramos con él. Ellos se presentaron por su propia voluntad, no hubo flagrancia. Apenas lo pudimos ver el sábado cuando los llevaron esposados al Palacio de Justicia”.

Marjorie Jiménez, esposa de Navas, señaló: “Estamos ahora en esta lucha. Mi esposo estaba saliendo de la guardia. Nosotros como familiares nos sentimos mal porque cuando eres un trabajador honesto no tienes porque estar pasando por esta situación, como si fueran delincuentes”.

Ambos trabajadores están acusados de sabotaje eléctrico, daños al patrimonio de la nación y hurto, por lo que quedaron presos desde el 1° de diciembre. Olivar y Navas llevan ocho años trabajando en Corpoelec.

“Los cuerpos de seguridad no han podido demostrar el hurto y lo peor es que nos sacan de nuestros puestos de trabajo esposados, no somos una pandilla de delincuentes. Deben respetar la Ley Orgánica del Trabajo. ¿Por qué criminalizan las fallas? Cuando yo estoy de guardia le pido a Dios que no ocurra una falla porque no quiero verme con el drama que están viviendo estas familias aquí, buscando dinero para pagar abogados”, expresó Johan Contreras, que labora en la subestación Guacara 2.

Ernesto González, secretario ejecutivo del sindicato Siprecec, dijo que rechazan lo ocurrido con sus compañeros y exigen a la empresa que fije  posición sobre la situación: “Como dirigencia sindical hemos venido denunciando en reiteradas oportunidades y en todos los medios de comunicación las condiciones deficientes en las que se encuentran los trabajadores de Corpoelec. Para nadie es secreto que los trabajadores colocamos dinero para comprar cauchos, baterías, reparamos unidades, colocamos conectores. Estamos desde 2008 financiando la empresa. Tenemos un compromiso con ella y, ahora, las autoridades gubernamentales nos van a llamar saboteadores”.