• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Trabajadores de la Clínica Popular El Valle denuncian hostigamiento de directiva

Empleados del centro médico denuncian acoso laboral, problemas en la distribución de agua y escasez de insumos para trabajar. Una de las trabajadoras declaró, a pesar de que la pudiesen despedir por ello 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los trabajadores de la Clínica Popular El Valle, ubicada en la avenida Intercomunal, denunciaron hostigamiento y amedrentamiento por parte de la directora Mayor Denisse Uriepero, quien lleva un año en el cargo. Aseguran que las condiciones laborales se deterioraron con su llegada.

Los trabajadores expresaron el acoso que viven a diario. Con miedo, reseñaban el problema de la falta de agua, la escasez de insumos y las presiones laborales. “Todo el personal de la clínica quiere que se vaya la directora”, repetían los trabajadores del centro de salud.

Claribel Mendoza, empleada de la clínica, sostuvo que la directora del centro de salud la tiene especialmente acosada. Mencionó que posiblemente la boten por declarar.

“Protestamos pacíficamente y ni quemamos cauchos, primera vez que se hace”, dice Claribel sobre la protesta de este miércoles 23 de febrero. “El Seguro Social manda plata para remodelar, eso no es primario, es esencial que atienda a quien venga con una emergencia, el país estará en crisis pero hay medidas que deben tomar”, aseguró.

Hasta un mes pasan sin cloro, explicó Claribel, insumo esencial para sus labores de mantenimiento. Comentó que la directora les dijo que hicieran “una vaca entre todos para comprar cloro y desinfectante”.

Mendoza hizo un llamado al Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laboral (Inpsasel), tras denunciar que durante la mañana comen y descansan en el mismo sitio en el cual se encuentran descartes de sangre.

Yodermid Díaz, asistente del laboratorio clínico, quien lleva ocho años contratado, aseguró que la directora del centro médico los tiene vigilados, dicen que tratan de hablar con ella pero no los recibe.

Díaz denunció que los pacientes deben llevar los insumos para los exámenes porque no hay; reciben 500 tubos bimensuales, para asistir a diario a 150 pacientes. “La cantidad de personas atendidas se ve disminuida por la situación”, expresó.

“Esta clínica nació como plan piloto para dar ejemplo y no lo hace, aquí no se atiende fracturas ni tiroides, no los dotan de batas y materiales”, puntualizó Díaz.

Dijo también que los periodistas de Venevisión “no pasaron la noticia completa, lo cortaron en pleno noticiero”.

“Venevisión pasó lo que les dio la gana”, mencionó Claribel Mendoza sobre la cobertura del canal en la protesta.

“La directora no quiere ser consciente de lo que pasa en la clínica. Dice que quien no esté en su puesto de trabajo será amonestado”, expresó un empleado que no quiso revelar su identidad por temor a ser despedido.

Los trabajadores señalaron que, antes de esta nueva directiva, había materiales de oficina e insumos en las instalaciones. Los empleados dicen que llegaron para levantar actas y amedrentar al personal que labora en la clínica. Aseguran que “los baños se mantienen cerrados cuando hay racionamiento, por ende, se dificulta la atención a pacientes con síndrome diarreico”.

Sin medicinas

Al llegar a las instalaciones de la clínica, lo primero que observó Ana Carina Alberto fue una gran cantidad de polvo en los alrededores del centro médico, que la afecta a ella, pacientes y trabajadores de la clínica, “esto lleva años por trabajos en las tuberías”.

Igualmente, Ana mencionó que en una oportunidad necesitó realizarse exámenes especiales y no fue atendida por la clínica. También se quejó además de no conseguir las medicinas para la tensión. “Tengo dos meses sin tomarlas”, puntualizó.

Ana denunció que, aún con sillas desocupadas en la sala de consultas, dejan a los personas afuera de la sala parados.

Desde la clínica, los trabajadores hacen un llamado al Ministerio de Salud y el Seguro Social para obtener soluciones.