• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Simonovis: ¡No pienso morir en esta pocilga!

Iván Simonovis | @bonysimonovis

Iván Simonovis | @bonysimonovis

El ex comisario asegura que la intención “de este régimen es que yo muera en la cárcel”

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El ex Comisario Iván Simonovis escribió una carta donde cronológicamente recuerda el proceso de su encarcelación y los pasos que han seguido para conseguir la medida humanitaria.

Simonovis destaca que “definitivamente la intención de este régimen es que yo muera en la cárcel, pero que les quede claro: ¡No pienso morir en esta pocilga!

 

A continuación la misiva completa:

 

Ya se han cumplido 5 años desde que me condenaron a muerte. Ha sido mucho lo que he hecho para sobrevivir. Mucho lo que he hecho para buscar la justicia. Esa justicia en la que siempre he creído. Esa justicia por la que luche como policía. Esa justicia que ahora me niegan, pero a la cual nunca voy a renunciar.

· Junio 2011: Primera solicitud de medida humanitaria. Fui hospitalizado durante ocho días y se produjo un informe médico donde se reflejaban 19 patologías. La solicitud fue negada.

· Abril 2012: Se presenta solicitud de fórmula alternativa de cumplimiento de la pena. Solicité libertad condicional con presentación periódica al tribunal, de acuerdo a lo establecido en la ley por haber cumplido un cuarto de la pena. La solicitud fue negada. ·

 Febrero 2012: Mi hija Ivana, mediante carta pública, solicita una reunión con el Vice-Presidente de la República, Nicolás Maduro. Nunca fue recibida.

· Febrero 2013: En lugar de otorgarme alguna medida humanitaria o sustitutiva de cumplimiento de la pena, me trasladan a la cárcel militar de Ramo Verde.

· 25 de Julio de 2013: Por presentar grave condición de salud, me trasladan al Hospital Victorino Santaella de Los Teques. El mismo día, e igual enfermo, me regresan a la cárcel militar.

· 27 de Julio 2013: Debido a que mi situación de salud se hizo más grave, soy trasladado de emergencia al Hospital Militar Carlos Arvelo en Caracas donde soy operado de urgencia y hospitalizado por 11 días.

· 29 de Julio de 2013: Por tercera vez mis abogados solicitan una medida humanitaria ante el Tribunal Primero de Ejecución del Estado Aragua.

· Agosto de 2013: Es ratificada la solicitud de medida humanitaria hecha en el mes de Julio ante el mismo Tribunal del Estado Aragua.

· Enero 2014: Nuevamente soy trasladado de urgencia al Hospital Militar Carlos Arvelo de Caracas por presentar nuevas patologías, lo que ameritó ocho días de hospitalización.

· Enero 2014: Para esta fecha el Tribunal Primero de Ejecución del Estado Aragua requiere más exámenes médicos para considerar mi solicitud de medida humanitaria, pero para ese momento he sido examinado por un equipo médico del Hospital de Clínicas Caracas, cuatro veces por médicos forenses del CICPC, dos veces por médicos del SEBIN, dos veces por médicos forenses de la Fiscalía y dos veces por una Junta Medica Militar solicitada por el mismo Tribunal. Todos los informes médicos coinciden con las patologías denunciadas desde el año 2011.

· Enero 2014: Se introduce un Amparo Constitucional ante el Tribunal Primero de Ejecución del Estado Aragua, solicitando respuesta ante mi solicitud de medida humanitaria. Aun no hay respuesta.

 · Febrero 2014: Se introduce una denuncia en la Dirección Ejecutiva de la Magistratura contra la Juez Ada Marina de Armas, solicitando su destitución por incompetencia en el cargo, al no dar respuesta oportuna a las solicitudes de mi caso. Aun no hay respuesta.

· Febrero 2014: Se introduce un Amparo Constitucional ante la Corte de Apelaciones del Estado Aragua solicitando urgente pronunciamiento de la Juez Primero de Ejecución, sobre las solicitudes de mi caso. Aun no hay respuesta.

· Marzo 2014: Mis abogados, en procura de un pronunciamiento sobre mi medida humanitaria y dado mi delicado estado de salud, introducen un Amparo ante la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia. (Si, la misma que en 48 horas, cito, juzgo, condeno, destituyo y metió presos a dos alcaldes electos por la voluntad popular). En este caso tampoco hay respuesta.

Definitivamente la intención de este régimen es que yo muera en la cárcel, pero que les quede claro: ¡No pienso morir en esta pocilga! Yo no me voy rendir, porque el pueblo venezolano tampoco se rinde. Yo voy a seguir luchando por sobrevivir, yo voy a seguir luchando para algún día salir de esta cárcel, volver a mi casa y reunirme con mi familia. Voy a seguir luchando para ver de nuevo a mi país libre y en democracia.

 Iván Simonovis

Prisionero Político