• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Rosetta llegó a un cometa en una misión histórica

El cometa mide unos 4 Km de largo | Foto Cortesía

El cometa mide unos 4 Km de largo | Foto Cortesía

La tarea de la Agencia Espacial Europea está tras la pista de los orígenes del universo 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un mal cálculo, 10 años de trabajo científico y 100 millones de euros podrían haberse perdido. La sonda Rosetta llegó ayer al cometa 67P Churyumov-Gerasimenko después de una década de vuelo y logró desembarcar el módulo Philae que ya envió la primera foto de su estadía en el objeto.

El susto del aterrizaje pasó y no era infundado, explica Jesús Hernández, astrónomo especialista en formación estelar y planetaria, e investigador del Centro de Investigaciones Astronómicas de Mérida.

“Trata de volar un helicóptero de juguete y montarlo en un globo aerostático fijo o en un ave en movimiento”. La llegada suele ser el paso más complicado en las misiones espaciales. La de la Agencia Espacial Europea implicaba colocar el módulo en un objeto de casi 4 kilómetros de longitud, que va a una velocidad más alta que un planeta, gira y además tiene una superficie irregular.

Aunque el módulo no logró desplegar los arpones y amarrarse del todo al cometa, en un sector llamado Agilkia, el hecho es considerado histórico. “Vamos a tardar muchos años en ver algo igual”, declaró a la agencia EFE Javier Ventura, portavoz de la Agencia Espacial Europea, en cuya sede se reunieron científicos, ingenieros y representantes de empresas e instituciones a observar el momento.

Rosetta fue lanzada desde Guyana francesa el 2 de marzo de 2004, ha recorrido 6.500 millones de kilómetros aproximadamente, ha dado 5 vueltas alrededor del Sol y ha realizado 3 maniobras de asistencia gravitatoria con la Tierra y una con Marte para ganar velocidad, a modo de impulso, y terminar en su objetivo: el cometa. Envió su primera señal a la Tierra 28 minutos y 20 segundos después de la llegada a la que contestaron con aplausos.

Se calcula que Philae permanezca en el cometa alrededor de tres meses y que en agosto de 2015 la sonda estará en su momento más cercano al Sol. La misión busca indicios sobre si los cometas intervinieron en la formación de vida en la Tierra.

“Los cometas son pelotas de hielo sucio que vienen de la parte externa del sistema solar; este cometa no se acerca más al Sol que la Tierra, no se calienta demasiado, por eso tiene una mejor huella química de la formación del universo de donde venimos”.