• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Repelentes de mosquitos escasean en las farmacias

El Ministerio de Salud inició fumigaciones esta semana / Foto: Archivo AVN

El Ministerio de Salud inició fumigaciones esta semana / Foto: Archivo AVN

Prevenir el contagio de virus como el zika, transmitido por el Aedes aegypti, implica evitar picaduras y eliminar criaderos 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El control de la expansión del virus zika, que fue confirmado esta semana por la ministra de Salud al señalar que había cerca de 4.700 casos sospechosos, está centrado en las medidas para evitar criaderos de mosquitos y el uso productos para repelerlos e impedir la picadura. Sin embargo, la escasez de estos últimos dificulta la prevención.

En un recorrido por siete farmacias en el centro de Caracas, la mayoría no tenía disponible algún producto para evitar las picadas de mosquitos.

Solo en uno de los locales el encargado informó que hace una semana había tenido en el inventario repelente de zancudos en crema, pero que ya se había agotado. En los demás establecimientos aseguraron que las plaquitas no llegaban desde el mes de junio de 2015 y que los insecticidas en spray y repelentes en loción habían llegado por última vez en diciembre del año pasado.

“Yo recomiendo comprar vitamina B12 en ampollas y mezclarla con cualquier crema básica para el cuerpo”, señaló una de las trabajadoras de una farmacia en la Candelaria. La presentación de tres ampollas se vende en 1.000 bolívares. Sin embargo, científicamente no está comprobado ese efecto de la vitamina.

La Organización Mundial de la Salud también señala que para prevenir la picadura de mosquitos las personas deben usar ropa que cubra el cuerpo tanto como sea posible, además de mantener puertas y ventanas cerradas.

En un recorrido por tiendas de telas se constató que el precio de un mosquitero varía entre 6.000 y 12.000 bolívares. Sin embargo, en la mayoría de los locales, 5 de 8, solo había mosquiteros para cunas: entre 5.000 y 10.000 bolívares.

El otro eje de prevención se orienta a reducir los criaderos de mosquitos. La OMS indica que contenedores donde se almacene el agua en los hogares, oficinas u otros ambientes deben ser vaciados y limpiados, o adecuadamente tapados para evitar que la especie de reproduzca. En medio de la severa sequía, que obliga a los ciudadanos a almacenar agua por las medidas de racionamiento, se recomienda utilizar larvicidas como el abate en tanques y depósitos. 

Las alcaldías de Baruta, Chacao, El Hatillo y Sucre han reforzado este mes sus jornadas de fumigación y abatización. Comunidades donde se identifiquen casos sospechosos pueden comunicarse con los gobiernos locales para solicitar fumigaciones puntuales. Luisana Melo, ministra de Salud, aseguró que el Ejecutivo también ha desplegado diversas actividades para el control sanitario.