• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Profesores decidirán el miércoles si continúa paro de actividades en la UCV

Víctor Márquez encabeza una asamblea de profesores / Raúl Romero

Víctor Márquez encabeza una asamblea de profesores / Raúl Romero

Se creó el Frente para la Defensa de la Educación Democrática, para alertar contra intentos de ideologización

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El miércoles será cuando se conozca si se retomarán las actividades docentes en la Universidad Central de Venezuela, a pesar de que el Tribunal 4° del Área Metropolitana de Caracas ordenó la reanudación de las clases en la casa de estudios.

El presidente de la Asociación de Profesores Universitarios de la UCV, Víctor Márquez, rechazó que se trate de un desacato judicial. Por el contrario, explicó que la sentencia del tribunal parte de una falsa premisa, pues supone que el paro docente fue decidido por la directiva de la Apucv y no que se trató de una resolución tomada por el cuerpo docente.

“Nosotros consultamos a los profesores sobre una decisión tomada mayoritariamente por otras  universidades, porque somos parte de una federación”, dijo Márquez, y destacó que en una primera consulta realizada en mayo los docentes de la UCV no quisieron unirse al paro indefinido de actividades.

Indicó que luego de la movilización hasta el Ministerio de Educación, que no tuvo respuesta, se hizo una segunda consulta el 7 de junio y fue entonces cuando los profesores votaron mayoritariamente a favor de unirse al paro.

La Apucv considera que, de la misma forma como los docentes decidieron unirse al paro luego de estudiar la propuesta en asamblea, deben ser convocados para conocer la decisión del tribunal: “Nuestra responsabilidad es informar a nuestros agremiados sobre una decisión judicial. No podemos obligar a nuestros profesores a hacer algo que ellos no quieran. Serán ellos quienes autónomamente tendrán que fijar una posición”.

La asamblea está pautada para el miércoles en la Facultad de Farmacia, a las 9:00 am.

Sobre el recurso de amparo que un grupo de estudiantes de la UCV introdujo en contra de Márquez, el presidente de la Apucv dijo que esperará recibir la sentencia completa para luego analizarla: “Esperaré que la revisen nuestros abogados y ellos serán quienes tomen la decisión de cuáles acciones emprenderé”.

Frente defensivo. Representantes de los más diversos sectores del país constituyeron el Frente por la Defensa de la Educación Democrática, para alertar sobre cualquier pretensión gubernamental de convertir a las instituciones educativas en instrumentos para el adoctrinamiento ideológico.

En un documento entregado ayer en la rueda de prensa convocada en la sede de la Apucv, el Frente hizo un llamado al pueblo venezolano para que se incorpore a la lucha por la defensa de la calidad de la educación en todos sus niveles y modalidades.

Paralelamente, el rector y la vicerrectora académica de la Universidad Centro Occidental Lisandro Alvarado, Francesco Leone y Nelly Velásquez, respectivamente, irán ante la Fiscalía y la Defensoría del Pueblo para denunciar que el recinto académico fue violentado por guardias nacionales en dos ocasiones durante las últimas dos semanas. Las autoridades manifiestan que la situación atenta contra todo principio universitario y no puede repetirse. “Necesitamos disminuir los niveles de conflicto y creemos que puede lograrse mediante el diálogo”, dijo Velásquez.

En todo el país. El presidente de la Apucv explicó que hasta los momentos las decisiones judiciales contra las universidades han sido de carácter parcial. Enumeró que primero hubo una orden contra la Universidad Pedagógica Experimental Libertador y luego contra la Apucv. Dijo tener conocimiento de que también se prepara una acción contra la directiva de la Universidad de los Andes. A pesar de ello, Márquez aclaró que no habrá reanudación de actividades y que la UCV seguirá de paro, por lo menos hasta la celebración de la primera asamblea y dependiendo de los acuerdos que allí se generen.

Celebró la disposición de la Iglesia de proponerse como mediador en el conflicto universitario y así facilitar el diálogo con las instancias del Gobierno, pero subrayó que para conversar es fundamental respetar y reconocer al interlocutor, lo que, a su juicio, las autoridades gubernamentales no hacen.

“Tanto la Asociación Venezolana de Rectores como la Confederación de Federaciones de Estudiantes de Venezuela, al igual que la Apucv, han señalado como elemento para resolver el problema el que se reconozca a nuestra federación. En esto no vamos a transigir”, enfatizó.

Para solucionar el conflicto, de acuerdo con Márquez, es necesario que el Gobierno comprenda que sólo la universidad es el patrono de los profesores y no el Ministerio de Educación (por lo cual la contratación colectiva debe discutirse con la representación gremial), debe establecerse que no existe otro instrumento para discutir que no sea a través de las normas de homologación y entenderse que los profesores universitarios no formarán un sindicato para discutir sus derechos. “La Fapuv tiene 42 años defendiendo los derechos sin convertirse en un sindicato. Este es un argumento falso y una manipulación por parte del Estado venezolano. No nos convertiremos en sindicato, no hay razón para hacerlo”, concluyó.

Agregó que si el Gobierno insiste en desconocer a los gremios y en negarse a discutir las normas de homologación, el problema se agudizará: “Emprenderemos acciones que se desarrollarán en el transcurso de esta semana. Nos reservaremos los detalles por cuestiones de carácter estratégico”.

ULA responde. Para el profesor Luis Loaiza Rincón, presidente de la Asociación de Profesores de la Universidad de los Andes, la sentencia contra la Apucv ataca las consecuencias y no las causas. Pone el acento en el cese de actividades académicas y no en lo que lo genera. Señaló que es muy importante, para la correcta aplicación de la justicia, que los tribunales indaguen en quiénes son los responsables de reconducir presupuestos, dañar la universidad, amparar a violentos, mantener sueldos de miseria y buscar por todos los medios la destrucción de la estructura académica y la autonomía.