• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Mujeres corren un maratón para conseguir pastillas anticonceptivas

Foto Archivo El Nacional

Foto Archivo El Nacional

Laboratorios señalaron que la escasez de sus productos se debe a retardos con la materia prima

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En los mostradores de las farmacias entre El Cafetal y La Candelaria solo tienen respuestas negativas para las mujeres que buscan los anticonceptivos Yaz, Yasmin, Diane 35 o Dixi 35.

Recorrer Caracas por medicinas es toda una prueba de paciencia y perseverancia, pero si se le agrega la posibilidad de afectar la planificación familiar o la relojería hormonal, la desesperación entra en juego.

La primera parada fue el Farmahorro del centro comercial Caurimare. La encargada, con una sonrisa compasiva repitió cuatro veces no. “Cuando nos llegan los pedidos nos llegan muy pocas cajas y se venden muy rápido. Es lo mismo que pasa con otros medicamentos”.

Una señora mayor, que escucha de lejos la excusa, aprovecha para unirse al quejido. “Dígame el Euthyrox, esto es como un cuento de nunca acabar”. La historia se repite en Santa Paula.

En el Locatel de La Castellana, un grupo nutrido de gente está agrupado frente al mostrador, al final de la tienda. La pantalla señala el número 19. En el dispensador, el último papelito tiene un 77 impreso. Luego de esperar 58 números, la encargada dice las temidas palabras: no hay. No tienen Yaz o Yasmin (compuestas de drospirenona) ni Diane 35 o Dixi 35 (cuyo componente es el acetato de ciproterona). “Eso está agotado”.

Desde hace tres semanas, esas cuatro pastillas tampoco se encuentran entre los anaqueles del Farmatodo del Centro San Ignacio. Sin embargo hay otras marcas de anticonceptivos. En este lugar las colas no son por las medicinas, sino más bien por el champú. Llegaron algunas cajas de una marca y pronto se corrió la voz. Los empleados ni siquiera se preocuparon en poner las botellas en los mostradores, las arrojaron todas en cestas y de ahí las sacaban los compradores, que podían llevar hasta 4.

En una de las calles del centro de Chacao está la Farmacia Franciscana, inaugurada hace apenas un mes. Tan pronto abrieron sus puertas, los anticonceptivos más demandados se agotaron. Ya tienen tres semanas sin poder abastecerse.

Hacia el oeste de la ciudad, el tema sigue siendo el mismo. “Nooo, hace rato que eso no llega. Eso se acabó rapidito”, fue la respuesta de un trabajador de la Farmacia Cagigal, quien también repartía negativas a quienes buscaban pastillas para la tensión.

En una pequeña botica en la avenida Universidad la muchacha que atiende reporta entre lamentos que el miércoles vendió la última caja que tenía y no sabe cuándo llegará un nuevo pedido.

La luz al final del túnel, solo para quienes busquen el acetato de ciproterona, podría estar en Fasa de La Candelaria, donde esta semana tenían apenas dos cajitas de Dixi 35. Si no se las lleva otra persona antes. 


Efectos colaterales de la escasez
El jueves, Judith Toro, ginecobstetra y especialista en salud sexual y reproductiva, recibió llamadas de seis pacientes que no conseguían sus pastillas anticonceptivas habituales y necesitaban asesoramiento para encontrar alguna alternativa.

Tanto las píldoras marca Yaz como las Diane 35 son producidas por Bayer. La doctora se comunicó con el laboratorio y le informaron que el desabastecimiento se debía a la falta de materia prima para la elaboración del medicamento. Dijeron que ya los materiales estaban en camino y que esperaban estabilizar la situación a principios del mes de septiembre.

Toro, quien es miembro de la Sociedad de Obstetricia y Ginecología de Venezuela, advirtió que el cambio de principios y moléculas activas de los medicamentos puede traer efectos colaterales. “Si la dosis hormonal no es la adecuada, puede haber sangrados o causar náuseas, cefaleas y congestión mamaria”. 


El Dato
La página web de Farmatodo cuenta con un buscador de productos. Los resultados se presentan con colores: verde, disponible; amarillo, limitado; y rojo, agotado. A lado de las pastillas anticonceptivas sale un punto rojo en todas las sedes caraqueñas


Médicos insisten en declarar emergencia
El presidente de la Federación Médica Venezolana, Douglas León Natera, denunció que la escasez de insumos en los hospitales y clínicas del país amerita la declaración de una emergencia sanitaria, tal como lo solicitaron otros gremios. “97% de los hospitales de todo el país solo registran 2%, 3% o 4% de los insumos necesarios”.

León Natera criticó las declaraciones de la defensora del pueblo, Gabriela Ramírez, en las que a su juicio se minimiza la crisis de la salud. Citó como ejemplo los casos de los pacientes con traumas físicos, como fracturas, que han debido ser amputados por falta de insumos. “Estamos volviendo a la medicina de 1940″, señaló.

También denunció el subregistro de casos de enfermedades como malaria, dengue y chikungunya. “De todos los estados del país solo uno tiene un registro de 100%”, afirmó. Los otros estados tienen un registro epidemiológico promedio de 84%.