• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Movimiento 2D: Simón Alberto Consalvi

Simón Alberto Consalvi / Manuel Sardá

Simón Alberto Consalvi / Manuel Sardá

Con su muerte pierde el país una de las grandes figuras que conforman nuestra modernidad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Simón Alberto Consalvi, luz de la cultura, la política y el periodismo en Venezuela, pensador universal; con su muerte pierde el país una de las grandes figuras que conforman nuestra modernidad. Fue esencial en el establecimiento de la Democracia. Abrazó el periodismo como una actividad de lucha y defensa de las libertades.

Simón Alberto participó de manera protagónica en la acción contra la dictadura de Marcos Pérez Jiménez y sufrió persecución, cárcel y destierro. Ni la cárcel ni el destierro mermaron su infatigable pasión en la búsqueda de la Democracia, que con el advenimiento de las libertades, desde las filas de la genuina y fértil Acción Democrática desarrolló una fructífera carrera política. Fue discípulo y compañero de Rómulo Gallegos, Rómulo Betancourt, Andrés Eloy Blanco, Leonardo Ruiz Pineda, entre otros ilustres venezolanos.

Este extraordinario servidor público desempeñó cargos de gran relevancia: Senador de la República, Ministro de la Secretaría de la Presidencia, Ministro de Relaciones Exteriores en dos períodos de gobierno, Ministro del Interior, Presidente encargado y embajador en varios países, dejando huella en los cargos que ocupó; es, sin lugar a dudas, uno de los políticos más importantes y destacados del siglo XX.

Preocupado por la deriva autocrática y de severos rasgos dictatoriales de este régimen, conformó con otros venezolanos El Movimiento 2-D, que reúne a dirigentes políticos, académicos, universitarios, internacionalistas e historiadores, motivado siempre por la imperiosa necesidad de defender el Espíritu y Letra de la Constitución de 1999, expresados en la victoria popular del 2 de diciembre de 2007, cuando una contundente mayoría nacional rechazaba las propuestas violatorias presentadas a Referéndum Nacional por el Ejecutivo en la misma fecha.

Desde entonces combinó sus tareas como Editor Adjunto de El Nacional y la Coordinación del Movimiento 2-D y la redacción de sus principales manifiestos; llevó a cabo una insuperable faena periodística y editorial de cuyo incansable esfuerzo nos deja el legado de una de las más importantes colecciones biográficas jamás emprendidas en Venezuela. Pudo con su carisma, su sencillez, su brillante actividad intelectual, su agudo sentido del humor, reunir a los mejores talentos del país para entregarnos la historia de los hacedores de nuestra nacionalidad, dándole gran relieve a nuestra memoria histórica.

En el periodismo ocupó todos los cargos de responsabilidad en los principales periódicos y revistas del país, formando generaciones de discípulos. Perfiló su cultura multifacética y su inmenso saber en las áreas de la historia, la sociología, las ciencias políticas y la literatura. De una inmensa curiosidad y un saber enciclopédico le aportaría al ámbito editorial, académico y diplomático su vasto conocimiento y su gran talento. No cesó ni un solo minuto de su vida de dedicarse a la investigación, al estudio y la redacción de grandes obras del pensamiento político contemporáneo.

Este joven Simón de ochenta y cinco años navegó en la modernidad y en las redes sociales. Tuitero insigne, sus chispeantes trinos preñados de humor y sabiduría constituían reflexiones obligadas en lo político y en lo cultural.

Maestro Simón, tus amigos y compañeros del 2-D, apegados siempre a tus enseñanzas y armónico lenguaje, seguiremos tu luz hasta ver el sol de la libertad sobre la tierra a la cual dedicaste tu vida y a la que sigues amando.