• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Guayana sabe a chocolate

El estado Bolívar busca ser conocido no solo por el turismo y la minería, sino por su gastronomía

El estado Bolívar busca ser conocido no solo por el turismo y la minería, sino por su gastronomía

Del 8 al 10 de julio, se reunirán en Puerto Ordaz los representantes más insignes de la comida criolla para “Guayana sabe bien”, organizada por el chef Juan Carlos Salayero, que busca promover los platos típicos del país y sobre todo de la región

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El evento tiene su historia. Se presentó por primera vez en Mérida, después en Nueva Esparta y luego en Bolívar, bajo el nombre “Guayana gastronómica”. Ahora, surge otra propuesta: “Guayana sabe bien”, con el fin de exaltar los sabores de esta tierra e incentivar el turismo. 

El chef Juan Carlos Sayalero y su equipo son los encargados de la producción de la actividad. Se realizará a partir del 8 hasta el 10 julio, principalmente en Puerto Ordaz, pero la cena de bienvenida será en Ciudad Bolívar. Contará con talleres de formación, degustaciones, charlas, exhibiciones, recorridos por los lugares más emblemáticos de ambas ciudades y con la participación de renombrados chefs venezolanos: María Fernanda Di Giacobbe, Giovanni Corversi, Víctor Millán, Néstor Acuña, Tamara Rodríguez, Víctor Moreno Duque, Pedro Castillo, Egidio Rodríguez, Reison Frion, entre otros representantes de la cocina nacional. 

La respuesta del público ha sido desproporcionada, incluso para los propios organizadores. Se han hecho reservaciones desde Caracas, Margarita, Barquisimeto y Maracaibo, además de todos los asistentes de Bolívar. 

La gastronomía: la otra cara de Bolívar 

El estado sureño del país es conocido por el Salto Ángel y ahora por el Arco Minero, que, en palabras del chef, está destruyendo todo lo que encuentra a su paso. Sayalero maneja varios restaurantes en Canaima y cuando sobrevuela hacia el parque nacional, puede ver los pozos de agua azul turquesa producto de la minería. 

La alternativa radica en la comida propia de esta tierra, entre las que se encuentra el chocolate. La Cámara de Comercio del estado y los agricultores han ido organizando la producción de cacao, que recoge hasta 160 toneladas al año. 

Ahora bien, ¿dónde están las tabletas de cacao con la etiqueta de fabricación en Bolívar? El chef explicó que algunos empresarios de Carenero compran el cacao, le ponen otro sello de producción y lo exportan. El estado no se lleva ningún reconocimiento en el proceso. 

Pero la trampa no es del todo exacta porque el sabor es diferente: María Fernanda Di Giacobbe, una de las exponentes más importantes del cacao venezolano, señaló que el sabor del cacao de Bolívar es diferente al de Carenero porque la sombra en el sur del país viene dada por la mata de mango, por lo que el sabor es mucho más frugal: tiene un ligero toque de mango y hormigas.  

Cacao de Guarataro (Bolívar). Foto:María Alejandra Pasarella A.

“Lo importante es dar a conocer todo el trabajo que se está haciendo en el estado con respecto al cacao, algo que hasta los mismos habitantes de la región desconocen”, reflexionó Sayalero. 

Reinventarse en medio de la crisis 

Las condiciones actuales para la cocina, quizás, no son las más adecuadas, pero la escasez de los productos de la cesta básica ha llevado a los cocineros a retomar los viejos hábitos: el papelón como endulzante y la harina de maíz pilado. Juan Carlos Sayalero comentó que se ha dejado de trabajar con lo procesado para procesar lo que se va a trabajar. 

Criticó que los estudiantes de cocina no sepan cómo hacer una arepa con maíz pilado, pero que, debido a las circunstancias del país, se han visto en la obligación de volver a la cocina ancestral. Por lo que a través de “Guayana sabe bien”, algunos chefs decidieron presentar un proyecto de ley ante la Asamblea Nacional para impulsar la comida venezolana —más allá del pabellón, la arepa y la hallaca—  en todas las escuelas de formación culinaria.

Juan Carlos Sayalero y Libros El Nacional 

Foto: Fabiana Rondón

El chef también aprovechó para hablar sobre sus próximos proyectos con la editorial: Cocina guayanesa, con una idea muy jocosa: enseñarle a la gente a hacer la comida que se vende en las carreteras del país, y Mi cocina guayanesa, que recopila sus recetas de los platos típicos de la región. Aunque, si bien los ingredientes pueden ser algo exóticos (pirañas o bachacos), acotó que se le da la opción al lector para sustituirlos con otros alimentos más accesibles. 

Para conocer más sobre el evento, puede visitar en Twitter: @guayanasabebien, y en Facebook: Guayana sabe bien.