• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Diablos Danzantes son Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

Diablos Danzantes | Foto: Omar Véliz

Diablos Danzantes | Foto: Omar Véliz

Este jueves, en el segundo día de la VII reunión del Comité Intergubernamental para la Salvaguardia del Patrimonio Cultural Inmaterial se aprobó el ingreso de esta manifestación venezolana

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La tradición venezolana de los Diablos Danzantes de Corpus Christi fue declarada este jueves Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por el Comité Intergubernamental del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Organización de la Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco, por sus siglas en inglés).

Venezuela fue el penúltimo país en presentar su tradición frente al comité. Representantes de las 11 cofradías de Diablos danzantes de Corpus Christi que existen en el país visitaron la sede de la organización en París para presentar la tradición.

Diablos danzantes de San Francisco de Yare, en Miranda; de Turiamo, de Cata, Ocumare de la Costa, Cuyagua y Chuao, en Aragua; San Millán y Patanemo, en el estado Carabobo; Naiguatá, en Vargas; San Rafael de Orituco, en Guárico y Tinaquillo, en Cojedes se representan en el país.

La celebración del Corpus Christi se realiza 9 jueves después del jueves santo de cada año y tiene un significado religioso donde se reafirman las creencias religiosas y mágicas sobre el dominio del bien sobre las fuerzas del mal.

Más temprano, la Unesco declaró Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad las tradiciones culturales presentadas por Brasil, Bolivia, Colombia y Ecuador.

En el caso de Brasil fue reconocido el Frevo, una expresión artística del Carnaval de Recife, en Pernambuco.

El festival religioso de San Francisco de Asís en Quidbó, celebrado en el departamente del Chocó, en el noroeste de Colombia fue el seleccionado de esa nación.

Bolivia ingresó con Ichapekene Piesta, la fiesta más grande de San Ignacio de Moxos, la capital folclórica del departamento de Beni, al norte del país. La entrada de Ecuador a la lista también fue aprobada gracias al tejido tradicional del sombrero fino de paja toquilla.