• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Denuncian acoso laboral en Clínica Popular El Paraíso

Personal de Radiología advierte que el coordinador de Recursos Humanos les niega las vacaciones. 12 médicos han renunciado por los atropellos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los trabajadores del servicio de Radiología de la Clínica Popular El Paraíso se tienen que reunir en un sótano del centro asistencial para hablar del acoso laboral del que son víctimas por parte de Ricardo da Silva, coordinador de Recursos Humanos.

Médicos, enfermeras, técnicos radiólogos y personal administrativo aseguran que ante la ausencia del director de la Clínica Popular, Ramón García, el coordinador estaría atribuyéndose algunos derechos que exceden su competencia, tales como la suspensión indefinida de vacaciones, obviar permiso por seguridad radiológica (establecido en la cláusula 80 de la Ley del Seguro Social), la creación de normativas a su libre arbitrio, obligar a firmar listas de asistencia e incumplir con la cláusula 68 de la normativa laboral (de medir la capacidad de radiación a los trabajadores a través de un dosímetro y el suministro de leche a quienes están sometidos a radiaciones constantes).

“Yo tenía que salir hoy de vacaciones. Es la cuarta vez que las solicito y todas las veces me las ha negado”, dijo Dilcy Piña, secretaria del servicio desde hace 12 años.

“En esta clínica no hay material para tratamientos odontológicos, por eso tengo que ir a Chacao a verme mis dientes. Dos veces he pedido permiso y no lo autoriza”, expresó Hilda Guerrero, empleada, al asegurar que supuestamente Da Silva le habría descontado de su sueldo por estas horas faltantes. “Esto es una mafia. Acá incluso no hay garantías de que se guarden las estadísticas de los pacientes atendidos para montarles un expediente a los médicos y hacer creer que no vienen a trabajar”, dijo la enfermera Angélica Núñez.

Rafael Guerra, asesor legal del Colegio de Radiólogos, dijo que el área de residencia para los integrantes del servicio está en pésimas condiciones sanitarias: “Debería haber dos cuartos, pero solo hay uno y con unas literas en mala calidad con colchones sucios y antihigiénicos”.

Adicionalmente a los atropellos cometidos contra los trabajadores, que ya ha causado la renuncia por lo menos de 12 médicos, los empleados del servicio de Radiología denunciaron que en dos años no se ha reparado el resonador, los tomógrafos y el mamógrafo. Además, aseguraron que se habrían cometido robos de partes de los equipos de rayos X: “Se han extraído piezas de los aparatos. Las han sustraído de manera irregular. Se llevan las tarjetas madre en las que están las programaciones de las máquinas”.

El único aparato que sirve tiene el bombillo del proyector colimador dañado por lo cual no se puede regular el foco hacia el que van dirigidos los rayos X, lo cual causa radiaciones descontroladas. Todo esto incide en la disminución de los pacientes atendidos, que en cada turno cayó de 80 a 3 personas.