• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Cuadros febriles congestionan las salas de emergencia

En centros médicos reportan un repunte de pacientes que llegan con fiebre y dolores articulares | Foto Dalila Itriago

En centros médicos reportan un repunte de pacientes que llegan con fiebre y dolores articulares | Foto Dalila Itriago

Esperan durante horas para ser atendidos con tal de encontrar una justificación a los dolores articulares, fiebre o erupción que padecen

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El mercurio que indicaba 39 grados de temperatura y una leve erupción rojiza en la piel de su hijo hicieron que ayer Mari de Abreu saliera temprano del barrio San Isidro de Petare al Hospital de Niños J. M. de los Ríos en San Bernardino. Un día antes, el jueves, el niño de 5 años de edad, había desayunado empanada, almorzado pasticho y tomado tetero para dormir. El viernes en la madrugada se despertaron las alarmas: “Se brotó completico, tenía fiebre, lloraba mucho y me decía que le dolía todo el cuerpo”, comentó su madre ayer al mediodía desde el piso 1 del centro de salud, donde aguardaban los resultados de los exámenes que le habían realizado al pequeño.

“En la emergencia me iban a poner a esperar pero le dije a la doctora que no iba a dejar que mi niño convulsionara. Entonces me mandaron a bajarle la fiebre con ibuprofeno pero eso no le presta. Le di atamel de adulto, de 500 miligramos, que había comprado hace meses y aún así no le baja”, relató la madre, sorprendida de que los dolores que sufría el pequeño cuerpo del niño le impidieran sostenerse de pie y levantar una botella de agua mineral con las manos.

En el área de consulta externa de este hospital un enfermero aseguró que muchas madres han llegado al centro de salud con un idéntico temor: chikungunya o dengue. A todas les explica que lo importante es controlarle la temperatura, darle tratamiento con antipiréticos y revisar si la fiebre persiste por más de tres días. De ser así, deben volver al hospital para revisar los valores hematológicos y las plaquetas.

Los cuadros febriles mantienen congestionadas las emergencias de hospitales y clínicas. A las 11:44 de la mañana de ayer Adriana Segovia tenía casi tres horas esperando por ser atendida en el Hospital Vargas. La joven de 22 años de edad vive en San Bernardino, pero como la doctora del CDI estaba enferma, según indicó, decidió trasladarse hasta el hospital.

“El malestar lo tengo desde hace tres días pero las peloticas me aparecieron el jueves en la noche. Todavía hay 11 personas delante de mí. Estoy desde las 9:00 de la mañana y nada que me atienden”, comentó Segovia.

En el Centro Médico Caracas, en San Bernardino, colapsó la emergencia el fin de semana pasado. Una médico que no quiso dar su nombre aseguró que muchos pacientes llegaron con síntomas: similares: fiebre, dolor en las articulaciones y erupción. Ayer en la mañana ingresaron cuatro. “Se les examinó, se les llenó una ficha epidemiológica y se les mandó tratamiento para los síntomas; pero no se les hicieron pruebas hematológicas especiales, pues este tipo de exámenes solo se realiza si la fiebre evoluciona luego de 48 horas". 

La emergencia del Hospital Clínico Universitario no recibe pacientes con cuadro febril. Los remite al Ambulatorio Docente Asistencial, un centro de salud pequeño ubicado a pocos metros del hospital.

Hasta allá llegó Yelitza Martínez. Luego de tres días de fiebre, le aseguraron que su hija Adjani Echezuría solo tiene un “cuadro viral”. A Gloria Rojas, que venía del barrio El Limón de la carretera vieja Caracas-La Guaira, le dieron esperanzas de recibirla y mandarle a hacer los exámenes de hematología. Su esposo dijo que ni en el Pérez Carreño ni en Lídice la habían recibido. En Vargas, uno de los estados que concentra más casos de chikungunya, la situación se repite. A diario, la emergencia hospital del Seguro Social recibe entre 400 y 500 pacientes con síntomas del virus, informó recientemente Moraima Pérez, directora de este centro.