• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Laboratorios privados reciclan suministros médicos

Un año con fallas en el inventario de parafina tienen los laboratorios de Anatomía Patológica | Foto: Ernesto Morgado

odos los reactivos que se utilizan en los laboratorios son importados | Foto: Ernesto Morgado

Insumos para diagnosticar cáncer deben ser adquiridos a precios exorbitantes para suplir el servicio

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Instituto Anatomopatológico de la UCV cumple una semana de haber clausurado la recepción de biopsias para el diagnóstico de cáncer. Una fuente vinculada con el área administrativa de la Facultad de Medicina señaló que esperan que entre mañana y el jueves el proveedor despache los 200 kilos de parafina aprobados por el Ministerio de Salud, material básico para cubrir los estudios por lo menos hasta diciembre.

La falta de inventario de parafina -sustancia importada que no está llegando al país y que es necesaria para evaluar el grado de afectación de un tumor-, obligó a cerrar temporalmente el proceso de diagnóstico oncológico desde el 9 de octubre.

El presidente de la Sociedad Venezolana de Anatomía Patológica, Andrés Ruiz, advierte que cada día la situación se agrava a causa de la escasez y los altos costos de la mayoría de los insumos de laboratorio. Afirma que el problema también afecta a los centros privados, aunque  en esos lugares todavía pueden tomar previsiones.

El jefe del Departamento de Anatomía Patológica de la Clínica Vista Alegre, Abelardo Cruz, cuyo laboratorio recibe alrededor de 15.000 citologías al año, explicó que debido a las deficiencias han tenido que reutilizar la parafina con el fin de no paralizar el servicio; no obstante, reconoce que el procedimiento no es óptimo y que deben cuidar que no cause problemas en los resultados.

“Es crítico. Hay que ingeniárselas tratando de recuperar el producto, viejo y usado. El técnico procesa el material y hace lo que puede. No son las mejores condiciones de trabajo”, dijo.

Un patólogo del Centro Médico de Caracas, que prefirió mantenerse en el anonimato, advirtió que el reciclaje de parafina es un procedimiento que se ha realizado anteriormente, pero solo como medida desesperada en momentos de crisis. Señaló que con esa práctica el laboratorio corre el riesgo de que la muestra quede contaminada y se altere el diagnóstico.

Sin embargo, hay insumos que no pueden recuperarse, como es el caso del alcohol, por lo que la única opción es comprarlo a precios exagerados, dice Cruz. Calcula que, por ejemplo, el precio de la caja de 24 unidades de Citofix, fijador necesario para examinar citologías, ha aumentado 300% en un año debido a que Macrosearch, una de las más grandes compañías que provee productos de esa rama a los hospitales del país, ha tenido que limitar su importación por la escasez de divisas. El problema también se extiende a otros productos, como láminas cortas y cubreobjetos o espátulas.

Juan Luis Hernández, vendedor de la línea hospitalaria de Macrosearch, explicó que desde mediados del año pasado no importan parafina por la imposibilidad de conseguir divisas.

Indicó que se encuentran en trámites para solicitar el permiso de importación cuya emisión demora por lo menos tres meses.

El laboratorio de la Policlínica Las Mercedes también reporta fallas en la adquisición de reactivos por falta de divisas. Cruz indicó que la Clínica Sanatrix se encuentra en las mismas circunstancias.

El patólogo del Centro Médico de Caracas señala que aunque se resuelva el déficit de la parafina, el problema se muestra mucho más severo. “Hay dificultades para acceder a cualquier producto o reactivo porque todos son importados, como es el caso de los colorantes, el formol, el xilol (derivado del benceno) y el alcohol”, apuntó.

Para López Loyo existe un “déficit absoluto” de reactivos, que no permite garantizar la continuidad de los diagnósticos de los pacientes que reciben tratamiento.

Utilidad de la parafina

La parafina es una mezcla de hidrocarburo saturado, vital para la paralización del tejido -lo que lo mantiene como una fotografía, sin alterar sus características- que será sometido a estudio para la detección de enfermedades. Eso permite que se realicen los cortes en la muestra para ser examinada por el patólogo a través del microscopio.