• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Aseguran que obras del sistema Tuy IV están paralizadas

La Sociedad de Ingenieros Hidráulicos informó que se hará una toma provisional del río Cuira para conectarlo con el Acueducto Metropolitano

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El proyecto de una nueva fuente de agua para Caracas es viejo. En la década de los años ochenta se ideó el sistema Tuy IV. En 2015 no solo está inconcluso, sino que las obras están paralizadas, según información del ex presidente de Hidrocapital, José María de Viana.

“Luego de los estudios geotécnicos en las fundaciones de la represa de Cuira, se consigue que había que construir obras de mejoramiento en el suelo. Eso hizo que el presupuesto se incrementara. Se acabó el dinero, hubo baja en los precios petroleros y se paralizó la obra. En este momento, no hay trabajos en el sitio”, asegura.

El último reporte de Hidrocapital sobre esta obra se hizo el 11 de junio, cuando su presidente, Ernesto Paiva, y el ministro de Ecosocialismo y Aguas, Guillermo Barreto, inspeccionaron el estado de la construcción.

La Sociedad de Ingenieros Hidráulicos maneja la misma información que De Viana: no hay trabajos de construcción en el embalse de Cuira. “Se están haciendo unas obras provisionales en el río Cuira para conectarlo con el Acueducto Metropolitano. En verano eso podrá sacar muy poca agua y en invierno apenas un tercio de lo que estaba planteado”, dice José Miguel Divassón, presidente de la sociedad. El embalse aportaría 21.000 litros por segundo a la Gran Caracas.

El Tuy IV está compuesto por 3 partes: una presa sobre el río Cuira, una estación de bombeo y 72 kilómetros de tubería que conectarían con la planta de tratamiento de Caujarito, en Charallave, donde se empalma con el sistema Tuy III.

En principio debía haberse inaugurado entre 5 y 7 años después de la entrega de Taguaza en octubre de 1998. Luego fue prometido para 2012 y después para 2013. La última fecha tentativa de entrega es el cuarto trimestre de 2017, estipulada en el cronograma de trabajo del Ministerio de Ecosocialismo y Aguas.

Guillermo Barreto, jefe de ese despacho, dijo en junio que el proyecto ha contado con 11.616 millones de bolívares, monto apenas inferior a los 11.993 millones de bolívares que tendrá el Ministerio de Ecosocialismo y Aguas como presupuesto total para 2016. El 2 de diciembre, el presidente Nicolás Maduro aprobó 2.799 millones de bolívares y 96 millones de dólares adicionales a través del Fondo Chino-Venezolano. Divasson cree que estos recursos serán destinados a la instalación de la tubería de aducción y la colocación de la toma provisional aguas abajo del sitio de presa actual.

Reparar las pérdidas. A finales de 2012, el extinto Ministerio de Ambiente anunció que los trabajos del Sistema Tuy IV tenían 67% de avance: la colocación de tuberías de acero se había completado 60%, 50% de la estación de bombeo estaba ejecutado, y 14% del tendido eléctrico estaba instalado.

Sin embargo, De Viana señala que aunque existen algunos recursos ninguna de las partes del sistema que se ha terminado. “En los ochenta se compraron bombas y motores que no se han instalado. La tubería de 3 metros de diámetro para conectar con la planta de tratamiento, no se ha colocado y no le han llevado energía eléctrica, y la presa no se ha hecho”.

Norberto Bausson, ex vicepresidente de Operación y Mantenimiento de Hidrocapital, cree que este era un momento crucial para que entrara en servicio el Tuy IV. “Los embalses están en niveles bajos por la acción del fenómeno El Niño. Para esta época, normalmente, Camatagua tendría tres veces el nivel que tiene hoy. La ciudad puede entrar en una regulación tremenda porque Camatagua es la que aporta 72% del agua de Caracas”, alerta. Hasta 2014, cuando se anunció el último plan de racionamiento, Caracas tenía 2.500 litros por segundo de déficit.

Divasson añade que antes de explotar una nueva fuente de agua hay que preguntarse si se emplean adecuadamente las que existen: “El sistema de distribución de Caracas es muy viejo y tiene pérdidas eléctricas y de agua de hasta 60%. Hay que hacer un uso más racional. Cada vez que disminuyamos en 10% las pérdidas, le damos 2.000 litros de agua adicionales a Caracas, así supliríamos las carestías”.

Bausson advierte que el próximo verano será complicado. Los ciudadanos tendrán que mitigar la falta de servicio por sus propios medios, comprando tanques o camiones cisterna y haciendo sus propios racionamientos.

Sin respuesta

“No le doy declaraciones a ese periódico”, dijo Ernesto Paiva, presidente de Hidrocapital, sin siquiera escuchar el motivo por el cual El Nacional lo contactaba telefónicamente. La versión oficial de la paralización de las obras del sistema Tuy IV, por tanto, se desconoce. También se intentó hablar con la contratista brasileña Camargo y Correa, encargada de la construcción. Después de dos semanas de darle largas a la entrevista que se solicitó personalmente en la sede de la compañía en Las Mercedes, Caracas, la empresa informó que el único vocero autorizado para dar declaraciones estaba en Brasil y no tendría tiempo ni de atender una llamada.