• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Médicos de La Victoria rechazaron detención de colega

Los galenos del hospital José María Benítez señalaron que el equipo de paro que necesitaba la paciente está dañado | Foto: Laudelyn Sequera

Los galenos del hospital José María Benítez señalaron que el equipo de paro que necesitaba la paciente está dañado | Foto: Laudelyn Sequera

Andry López recibió este lunes la medida de casa por cárcel que fue repudiada por sus compañeros quienes exigieron libertad plena

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Médicos del Hospital José María Benítez de La Victoria se declararon en asamblea permanente y decidieron suspender las actividades electivas, como consultas e intervenciones programadas, como medida de protesta ante la detención de una colega, luego de que la responsabilizaran del fallecimiento de una paciente, alegando que no le dieron la debida atención médica.

Los galenos se reunieron para rechazar la detención de Andry López, que era la médico residente en el servicio de Medicina Interna en el centro asistencial cuando llegó sin signos vitales Martina Campos, tía del alcalde del municipio Ribas, Juan Carlos Sánchez. Realizaron una cadena humana frente a la institución de salud, donde notificaron que sólo van atender estrictas emergencias.

Andry López fue presentada ante los tribunales de Aragua. Le dictaron la medida de casa por cárcel, y aparentemente también impondrán la suspensión de ejercer la carrera médica durante 10 años.

Los médicos informaron que existe una orden de detención contra su colega Roger De Lima, que fue el que atendió durante todo el día viernes a Campos, quien presentaba un cuadro de salud crónico debido a que sufría de diabetes y deficiencia renales.

Lisset Ojeda como vocero del resto de sus compañeros, narró que la paciente llegó el viernes en la mañana en condiciones críticas por su cuadro de diabetes. Luego de aplicarle un tratamiento, sus familiares se la llevaron en contra de la indicación de los galenos, aparentemente para trasladarla a un CDI. Posteriormente, la regresaron al hospital sin signos vitales.

Dotación deficiente. Ojeda explicó que hay problemas severos de provisión de materiales médicos y medicamentos en este centro de salud.

“Es como el resto de los hospitales del país: no hay dotación. No había cómo atenderla porque el carro de paro que se utiliza para reanimación no funciona”, relató.

Informó que Campos era paciente nefrópata en etapa terminal, pues ya padecía de problemas en los riñones y ameritaba diálisis, pero no había tenido control continuo.