• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Ambulatorios del Seguro Social están colapsados

La espera comienza a las 5:00 am y se prolonga por horas | Foto Omar Véliz

La espera comienza a las 5:00 am y se prolonga por horas | Foto Omar Véliz

El calvario de los usuarios comienza a las 5:00 am. Algunos centros remiten pacientes a otras sedes en los que tampoco hallan solución a sus necesidades

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los ambulatorios del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales están tan colapsados como el resto de los centros del sector salud. La situación deteriora la atención al público y a los trabajadores inscritos en la seguridad social cuyas cotizaciones, de ellos y los empleadores, aportan recursos financieros al IVSS, señalaron fuentes laborales.

Desde las 5:00 de la mañana los usuarios llegan a los ambulatorios para recoger el número para ser atendidos. Las historias y quejas se multiplican a medida que la cola crece y en el caso de los reposos y citas llega a la calle con la esperanza de obtener alguno de los 100 números repartidos por especialidad. “La gente se queja con razón. Este lunes vino mucha gente y tuve que reportar a la Dirección a algunos funcionarios que llegaron tarde para entregar los números”, dijo un colaborador del consejo comunal.

Sin embargo, los empleados alegan que los médicos son insuficientes, sobre todo en las especialidades, para atender a los pacientes.

En el recorrido por varios ambulatorios se observan letreros con información que señala que en esos centros ya no disponen de médicos para atender pacientes que requieren tratamientos y reposos en reumatología, oncología, endocrinología y rayos x, entre otros. Hay algunos que añaden: “Por favor, diríjase a otro ambulatorio”.

Un joven obrero, que pidió mantener su nombre en reserva, relató que tenía que mandarle a hacer unos exámenes urgentes a su bebé y del Hospital de Niños lo enviaron al Seguro porque allá no hay rayos X. “Y aquí tampoco”, expresó.

Una madre indicó que se vio forzada a acudir al Seguro porque los ingresos no le alcanzan para pagar la consulta (1.000 bolívares) al pediatra privado que ve regularmente a su hijito. “Aquí espero muchísimo, pero no me cobran las vacunas y me dan las medicinas, aunque muchas veces las compro en las farmacias privadas porque la proveeduría de aquí no las tiene por la escasez de medicamentos”, dijo.

Asimismo, empleados de los ambulatorios indicaron que cada vez llegan más usuarios porque “no hay nada” en los centros de Min Salud. “El Seguro Social colapsa con tantos usuarios atendidos por el mismo número de personal. Salí de vacaciones y no colocaron un suplente de mi especialidad para atender a los pacientes “, dijo un médico que pidió no revelar su nombre.

Otra persona de la tercera edad, que también pidió omitir su identidad, dijo: “Recorrí varios ambulatorios del Seguro y no consigo medicinas para la tensión y diabetes que aquí son gratuitas. Tendré que ir a las farmacias privadas y gastar buena parte de la pensión en comprar los remedios”.