• Caracas (Venezuela)

Sociedad

Al instante

Aún no comienza restauración de la plaza Diego Ibarra

El mayor deterioro lo presenta el pavimento | Foto: Raúl Romero

El mayor deterioro lo presenta el pavimento | Foto: Raúl Romero

Los comerciantes piden que se intervengan los pasillos del Centro Simón Bolívar que también tienen filtraciones

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La plaza Diego Ibarra está abierta. Y como es usual decenas de personas de sientan por los alrededores de la fuente. Otro grupo visita el lugar, pero no para contemplar el paisaje sino para ser contratado en las labores de reparación de la plaza, prometidas por Jorge Rodríguez, alcalde de Caracas, el 1° de enero.

Ese día, la primera autoridad municipal de Libertador informó que cerrarían la plaza por dos meses para someterla a un proceso de mantenimiento y de restauración intensivo de la estructura, antes de la próxima edición del Festival Suena Caracas, anunciada para marzo. Desde entonces, un grupo de 40 jóvenes hace “portón” a un costado del lugar. Esperan que se inicien las reparaciones anunciadas para optar por un cupo en la cuadrilla de obreros.

Yoscar Pinto explicó que pertenecen a la Fundación por la Vida y la Paz Gran Maná. “Anteriormente trabajamos en El Calvario y también recuperamos unas caminerías en el 23 de Enero y en La Pastora”.

Rudileiny Chirinos atravesaba ayer la plaza a media mañana. La pareció bien cuidada, salvo en los extremos que colindan con el Palacio de Justicia, en el que asegura viven indigentes: “Esta parte sí necesita mantenimiento porque se ha convertido en el baño público”.

Después de cuatro años de su inauguración, el pavimento de la plaza es lo que presenta mayor deterioro. Las filtraciones también afectan la estructura. Un chorro de agua desciende por dos columnas, justo antes de entrar a los pasillos del Centro Simón Bolívar. Proviene de dos pozos ubicados frente al CNE que, a su vez, se alimentan de otra filtración que baja del techo de mosaicos amarillos que está a la entrada de la sede del Poder Electoral.

La encargada de una cafetería pide que la restauración llegue hasta los pasillos comerciales de las torres. “Cuando reparan solamente lo hacen hasta la plaza. Por acá permanece el descuido y no podemos repararlo nosotros mismos porque esto es patrimonio”.